Junio del 2007


The Day the Earth Stood Still

Publicado en Cine mudo, clásico y cine que nos marcó. el 28 de Junio, 2007, 13:33 por themackintoshman

Recuerdo con agrado cuando ví ésta peli, debía tener unos siete u ocho años, y fué una de las primeras pelis de ciencia ficción que ví, y aunque las hay mejores,con más calidad en los efectos especiales,ésta tiene un lugar especial en mis recuerdos.  

ULTIMATUM A LA TIERRA
(The Day the Earth Stood Still, 1951. Robert Wise)

Por Alejandro Díaz





















Klaatu Barada Nikto... (1)

Si todas las películas son hijas de las circunstancias de su época de realización, el caso del cine fantástico de Hollywood en los años cincuenta es uno de los ejemplos más claros de ello. El fin de la Segunda Guerra Mundial y el asentamiento de los (por aquel entonces) dos bloques mayoritarios a nivel mundial, el comunista y el capitalista, influyeron decisivamente en los géneros cinematográficos, e implicaron, en el caso del fantástico, la aparición de un imaginario de amenazas procedentes de otros mundos que, de un modo u otro, pretendían desestabilizar el orden establecido en la nación estadounidense. Películas como La invasión de los ladrones de cuerpos (Invasion of the Body Snatchers, 1956. Don Siegel), La guerra de los mundos (War of the Worlds, 1953. Byron Haskin) o Invasores de Marte (Invaders From Mars, 1953. William Cameron Menzies), todas ellas realizadas durante aquella década, dan fe de los temores que compartía gran parte de la sociedad norteamericana (2).

Desde un punto de vista estrictamente argumental, Ultimátum a la Tierra no parece evidenciar en ningún caso una posible asociación directa entre el "enemigo comunista" y Klaatu, la antropomorfa criatura extraterrestre que interpreta Michael Rennie (3). Klaatu es demasiado afable y comprensivo, y resulta razonable en todo momento, al menos en apariencia. De hecho, el alien muestra a su llegada a la Tierra (EEUU, claro) su intención de reunirse con los gobiernos mundiales con la intención de hacerles un importante comunicado. Desafortunadamente, Klaatu no es escuchado por nadie, a pesar de sus impecables maneras, e incluso termina siendo tiroteado por las autoridades de la zona, lo que le obligará a hacer una demostración de fuerza, para la cual se sirve de Gort, un robot humanoide dotado de poder suficiente para destruir el planeta.

De este modo, el filme posee un planteamiento cercano al del reciente trabajo de Tim Burton Mars Attacks! (Ídem, 1996), comedia que homenajea y parodia a la película de Wise de manera evidente (en el aterrizaje del platillo volante en Washington D.C. está calcado). Pero mientras los humanos de Burton se mostrarán estúpidos y ridículamente engreídos, los de Wise son desconfiados y harto antipáticos, e inmediatamente recurren a la violencia contra aquello que desconocen. Por tanto, todos los países hacen gala de notable mezquindad, y el filme se entiende como una parábola antinuclear y antibelicista (4), aunque las sorprendentes revelaciones del discurso final de Klaatu, en mi opinión, abren incertidumbres y matizaciones que a continuación analizaremos.

Si nos detenemos exclusivamente en el comportamiento de Klaatu, podemos comprobar como, tras verse ignorado por los terrícolas, decide hacer la ya citada demostración de fuerza, para lo cual detiene durante una hora todas las máquinas del planeta cuya desconexión no cause daño a ningún ser humano. Como esto no consigue convencer a nadie, y tras sufrir de nuevo la violencia del ejército, Klaatu deja a un lado sus modales -como Jesucristo en el Templo- y señala, en un discurso final, la decisión de la federación de planetas que le envía de imponer una vigilancia en la Tierra, la cual será destruida, amenaza, en caso de no dejar a un lado su armamento y sus guerras.

Aquí es donde el filme es más ambiguo, pues esta "policía sideral" podría considerarse un reflejo de la OTAN, organización creada dos años antes de la realización del filme, y que vigilaba sin cesar al enemigo soviético (que a su vez contra-vigilaba, obviamente). Es evidente que Klaatu desea la paz, pero ¿hasta qué punto es legítimo que pretenda imponer a los terrícolas su deseo? ¿Es justo que disponga de la vida en la Tierra sólo por poseer una tecnología e inteligencia más "avanzadas"? Incluso, yendo más allá, puede plantearse la cuestión de la violencia como parte indisociable de la naturaleza humana, e incluso de su cultura. ¿Es mejor vivir sometido a un sistema ajeno, o continuar destruyéndose a uno mismo, pero manteniendo la propia identidad? Son preguntas que el film llega a plantear sin ningún tipo de retórica a medida que transcurren sus potentes imágenes.

La película traza un panorama lleno de inseguridad, a lo que ayuda la realización de su responsable, el modesto artesano de Hollywood Robert Wise, un todo-terreno (ha firmado títulos como Quiero vivir/I Want To Live!, 1958 o Sonrisas y lágrimas/The Sound of Music, 1965, entre otros muchos, amén de un puñado de conocidas obras del género de terror y fantástico, como The Haunting/Ídem., 1963 -rehecha hace poco por el temible Jan De Bont-; La amenaza de Andrómeda/The Andromeda Strain, 1971; o Star Trek, la película/Star Trek, The Motion Picture, 1979. -5-) que debutó como director de la mano del estupendo productor de series B Val Lewton, quien le permitió hacerse cargo de La maldición de la mujer pantera (The Curse of the Cat People, 1944), secuela de la obra maestra de Jacques Tourneur. El hecho de haber tenido que enfrentarse a presupuestos exiguos desde el principio es quizá la causa de la gran economía de medios de la que Wise hace uso en Ultimátum a la Tierra. Como ejemplo de ello está el hábil montaje de planos con el que se resuelven las reacciones mundiales ante los acontecimientos, o la utilización de los tanques y figurantes vestidos de militares, no muy numerosos, pero bien emplazados en los encuadres para crear una impresión de bullicio.

Por su atmósfera y su labor fotográfica, la película está cerca del cine negro. Si prescindimos, por ejemplo, de las escenas puramente fantásticas (las que transcurren en el interior del platillo, o las apariciones del temible Gort -cuyo diseño, un poco simplón, todo hay que decirlo, parece situarse como inspiración del dibujo de Bender, el caradura robot de la teleserie de Matt Groening Futurama), tendríamos un film noir casi en estado puro, sin que su temática "nuclear" sea un impedimento para ello, pues se da en obras cumbre del género como El beso mortal (Kiss Me Deadly, 1955. Robert Aldrich), además de en multitud de filmes de serie B o serie Z.

La negrura de Ultimátum a la Tierra queda patente en muchos de sus tramos. Ahí está, por ejemplo, esa especie de desfile de fantasmas que constituye la salida de Klaatu con el niño (visita al cementerio incluida), o el ambiente de crispación y amenaza que se respira en todo momento (y que contrasta con la parsimonia del extraterrestre). Una atmósfera opresiva a la que contribuye de modo decisivo la increíble partitura compuesta por Bernard Herrmann (homenajeada también por Danny Elfman en Mars Attacks!).

Ultimátum a la Tierra es, al fin, una película demasiado indefinida para resultar panfletaria, pero que a su vez presenta demasiadas implicaciones político-sociales de su época de realización como para ser ignoradas. Un espectáculo inquietante, profético incluso, y que mantiene todavía un punto de oscuridad, de terror, que lo convierte en un verdadero clásico.

(1) Palabras con un significado clave en la película (el cual no desvelaremos), recuperadas en su día por Sam Raimi para un guiño en la delirante, y divertidísima, El ejército de las tinieblas (Army of Darkness, 1993).
(2) Temores que, lamentablemente, han terminado, de alguna manera, haciéndose realidad el 11 de Septiembre de 2001, en los atentados contra el World Trade Center de NYC y el Pentágono. Curiosamente, la situación que este acto terrorista ha generado también puede ser asociable a algunos de los planteamientos de Ultimátum a la Tierra.
(3) ) En un principio la Fox pensó en Claude Rains para el papel de Klaatu, pero el teatro neoyorkino tenía ocupado al excelente actor inglés. Entonces Darryl Zanuck propuso al también británico Rennie, a quien acababa de descubrir en la escena londinense, proposición que tanto el director como el estudio aceptaron de buen grado.
(4) El propio Wise declara, en conversación con Harry Kreisler acerca de Ultimátum a la Tierra, "[Tras leer el guión] Pensé que era un filme de ciencia ficción absolutamente maravilloso. Me gustó mucho lo que tenía que decir: La advertencia al mundo para que empiece a cohesionarse, para empezar a convivir; tengamos paz. [...] Me parece que bajo casi todas las cosas subyace un deseo universal de paz, no importa en qué país." (Conversations With History, Universidad de California, 28.2.1998.)
(5) La carrera de Wise (n. 1914) se prolonga desde sus inicios como montador (editó los dos primeros filmes de Orson Welles, nada menos) hasta el año 2000, en el que dirigió el telefilm, de reciente emisión en España, Tormenta de verano.

El link: http://www.miradas.net/0204/clasicos/2003/0308_ultimatum.html

"El club de los cinco"

Publicado en Cine mudo, clásico y cine que nos marcó. el 28 de Junio, 2007, 12:27 por themackintoshman

He encontrado ésta página, a la que, me parece que me referiré, y fusilaré vilmente, en múltiples ocasiones;Susana Farré, es la autora de la reseña de la película de la que os quiero hablar hoy, es "The breakfast club" - "El club de los cinco", de John Hugues, año 1985, y me he acordado de ella, por culpa del anuncio nuevo de Coca - Cola, ya que, la música, es de la banda sonora del film, y creada para la película, el link al artículo, es éste, no dejéis de visitarla, aunque yo os reproduzca el artículo.

Os pongo los links al final, para que sean acceso directo.

El corazón muere lentamente... 

Pasan ya nada menos que veinte años desde que se estrenó en nuestro país El club de los cinco, quizás el filme más destacado de todo ese grupo de películas que a mediados de los ochenta proliferaban como setas en los estantes de los locales de moda —los video-clubs— y en las que un grupillo de rostros de guaperas aniñados venían a llenar los sueños y las carpetas de una generación, la mía, que suspiraba por vivir las mismas experiencias que ellos. Eran las famosas películas de la "brat pack" (1), cuyo impacto sobre los adolescentes fue quizás el más acusado de todos los que han provocado en la juventud de las décadas recientes las diversas oleadas de "generaciones" juveniles (2). Dejo de lado otro tipo de películas, también de universitarios, del mismo período que nunca me parecieron interesantes, comedias pretendidamente hilarantes en las que los jóvenes resultaban estúpidos y despreocupados cuerpos sin cerebro y en las que lo mejor estaba en crear las situaciones más alocadas, sin más pretensión que la de provocar la risa fácil y poco más (Porky's , Bob Clark, 1982; Los albóndigas en remojo, Up the Creek, Robert Butler, 1984).

El motivo de la mitomanía por la Brat pack fue, además de la búsqueda de referentes de los propios problemas en aquellos vividos por los héroes de la pantalla —hecho común a cualquier generación juvenil—, la irrupción en nuestras casas de ese maravilloso aparato llamado magnetoscopio. Aquello fue, al menos para mí, una experiencia sólo comparable en las décadas recientes a la arrasadora globalización mediática que ha generado Internet. Durante los primeros años ochenta, el "vídeo" —por entonces el concepto de "vhs" pugnaba con el de "betamax" y, algo más rezagado, con aquel fantástico "video 2000"— se encargó de hacer realidad los sueños de aquellos que, como yo, no podían ir regularmente al cine y debían conformarse —de muy buena gana, todo hay que decirlo— con los westerns y grandes clásicos hollywoodienses que disfrutábamos semanalmente en la "Sesión de tarde" y en "Sábado cine" —que el señor Ibáñez Serrador me disculpe, pero a la hora que emitían sus "terrores" yo debía estar ya durmiendo, aunque muchos ellos los pude disfrutar por la rendija de la puerta de mi habitación...—.

Pues sí, yo también quedé hipnotizada con todas esas películas, y aunque con el tiempo los gustos y las preferencias cambian, aún me queda en el recuerdo la maravillosa sensación que experimentaba cuando veía en esas historias el cumplimiento de unos sueños que en nuestras realidades no eran nada frecuentes, aunque sí muy deseados. Para una adolescente de aquellos años, ver cómo una chica del montón (Lori Loughlin en Admiradora Secreta, Secret Admirer, David Greewalt, 1985) conseguía que el chico de sus sueños, para más inri su mejor amigo y confesor de sus secretos, (Thomas C. Howell), se enamorase finalmente de ella y se olvidase de la "guapísima" y "tontísima" de la clase, era algo que sólo podía ocurrir en el cine, pero al menos nos permitía soñar despiertas durante un rato. Molly Ringwald (La chica de Rosa, Pretty in Pink, Howard Deutch, 1986) fue otra de nuestros alter egos soñados, o Mary Stuart Masterson —una actriz que siempre me ha parecido espléndida y cuyo talento me parece haber sido desperdiciado, como muchos actores y actrices de esta generación— (Una maravilla con clase, Some Kind of Wonderful, Howard Hughes y Howard Deutch, 1987), o Ally Sheedy, Demi Moore, Lea Thompson... Pero estas películas no sólo provocaban suspiros amorosos, no. En casi todas ellas se plasmaban situaciones que podían extrapolarse a las vividas por nosotros, ya sea por afinidad como por contraste. Cuando se trataba de esto último, solíamos ver cómo se cumplían nuestros sueños: el chico o chica que queríamos era conquistado, la universidad futura se presentaba como un paraíso de libertad, profesores enrollados, noches locas, coches lujosos..., los amigos eran siempre los mejores, los padres más comprensivos, etc. Era la América de Reagan, ese sueño dorado en el que se le inculcaba a los jóvenes que cualquiera podía triunfar, siempre que fuera, claro está, inteligente, buena persona y por supuesto blanco. Pero estas películas no siempre acompañaban este sueño americano del "querer es poder", algunas veces ocurrían situaciones que no nos hacían soñar, sino que nos obligaban a pensar en nuestras propias vidas, y veíamos entonces cómo alguien, aunque este alguien fuese al fin y al cabo algo inerte, una pantalla que habla pero no escucha, nos hacía sentirnos comprendidos en nuestras miserias, en las dificultades que teníamos para hablar con los adultos, para desprendernos del cliché que los demás veían en nosotros o para lograr mostrarnos como realmente queríamos ser. Era entonces cuando entre la trivialidad habitual vivida por unos jóvenes americanos que eran falsamente inventados e inocentemente adulados por nosotros, aparecía de vez en cuando alguna obra extrañamente incómoda, películas del mismo género que trataban de decir algo más profundo, de jugar con esa realidad arquetípica y falsa de instituto o universidad de cartón piedra para volverla del revés y analizar su lado oculto. Fueron filmes que lograron quedar en el recuerdo más que como pertenecientes a un género concreto, como piezas aisladas que sobresalían de los clichés utilizados en las películas de la época. Así, por ejemplo me resultaron especialmente memorables filmes como St Elmo, punto de encuentro (St. Elmo's Fire, Joel Schumacher, 1985), Class (Lewis John Carlino, 1983), la que ahora comentamos El club de los cinco o las más alejadas del género universitario, aunque igualmente valiosas como testimonio de una juventud mucho menos idílica de lo que otras obras pretendían: Rebeldes (The Outsiders, Francis Ford Coppola, 1983); La ley de la calle (Rumble Fish, Francis Ford Coppola, 1983) o la adaptación de Brett Easton Ellis Golpe al sueño americano (Less than Zero, Marek Kanievska, 1987). Todas ellas (quizás Class la discutiesen muchos, aunque yo la recuerdo mucho más amarga de lo que se dice), dejaron en mí una huella imborrable, apartándose de las demás películas de adolescentes/jóvenes que se basaban en repetidas situaciones y personajes sin fondo.

El club de los cinco se mantiene en el recuerdo de muchos como la mejor película de adolescentes que se realizó a mediados de los ochenta y para algunos, entre los que me cuento, una de las obras más notables de toda la década. Su mejor baza son sin duda los personajes, pero esto no tiene ningún valor por sí mismo, sino que lo cobra enmarcado en una situación y en un contexto determinados. Así, lo más interesante de El club de los cinco fue precisamente que John Hughes, —director y guionista, autor por lo demás de algunas de las mejores obras del género entre las que ya se ha citado algún título—, decidió sacar a cada uno de estos arquetipos de su función habitual, reunirlos en un mismo espacio y equipararlos los unos a los otros como a iguales, aislados del grupo que normalmente les da cobijo y soporte. Esta reunión se convertía así en una especie de terapia de grupo en la que cada uno de ellos mostraba su esencia y el rol que normalmente le tocaba desarrollar, tanto en estas películas en las que sus perfiles quedaban reducidos al mínimo trazo, como en la misma sociedad a la constantemente aludían sus personajes. Pero algo más se iba gestando a lo largo del filme y el retrato superficial del arquetipo dejaba paso a otro análisis mucho más profundo, el de una juventud desencantada, cargada de problemas y necesitada de atención, unos adolescentes que, al fin y al cabo compartían las mismas inquietudes, carencias afectivas y desilusiones ante una misma sociedad adulta que les desatendía y les culpabilizaba de sus propios errores, fallos todos que no eran más que el reflejo de sus miserias y la causa de la injusta exigencia de hacer de ellos lo que estos padres nunca fueron.

El argumento del filme es sumamente sencillo: cinco adolescentes deben reunirse un sábado en la biblioteca de su instituto para cumplir con el castigo de pasar allí el día encerrados como pago a las diversas gamberradas o faltas cometidas por cada uno de ellos. Estos cinco chicos constituyen el reflejo perfecto de cinco perfiles impuestos socialmente, roles a los que ellos se han acogido sin casi quererlo, llevados por las circunstancias de una situación económica, social y familiar que les ha colocado indefectiblemente la etiqueta que les va a propiciar su valor, reconocimiento o la falta de ambos por parte de la sociedad que ellos mismos construirán en el futuro. Reunidos en la biblioteca, un profesor —casi un instructor militar— les dicta su "condena": los chicos deben reflexionar sobre sí mismos y plasmar las conclusiones de este autoanálisis sobre un papel. Ninguno de ellos está dispuesto a hacerlo, por supuesto, puesto que todos saben que la verdadera naturaleza de sí mismos no le importa a nadie y que lo que en realidad les están pidiendo es que reconozcan y asuman ese papel ficticio que les ha tocado interpretar en la vida. Los cinco perfiles son los siguientes: Brian Jonson (Anthony Michael Hall) es el "cerebro", el chico inteligente y empollón al que las chicas ignoran y cuyo círculo de amigos se reduce a los que son como él, puesto que los demás les consideran como un género a parte, un grupillo de gente rara sólo interesada por los números y la física; Claire Standish (Molly Ringwald) es la "princesa", la chica más popular del instituto, la típica reina del baile de final de curso, afortunada en conquistas, rebelde en actitud y líder de un grupo de chicas que siguen sus pasos a pies juntillas, una adolescente aparentemente frívola que esconde tras esa superficie de adinerada hija de papá una persona en realidad vulnerable e insegura; Andrew Clark (Emilio Estevez) es el "atleta", el deportista estrella de su instituto, en este caso no el capitán del equipo de fútbol, sino el campeón indiscutible de lucha libre, un joven que debe el respeto que los demás le profesan al temor que impone con su fuerza y a la admiración secreta de los que desearían estar en su lugar, en el que la exigente demostración de su valía le hace renunciar a sus verdaderos sueños; John Bender (Judd Nelson) es el llamado "criminal", el rebelde, el que pasa más tiempo fuera del instituto que dentro, aquél a quienes todos temen por sus actos de violencia y a quien desearían ver hundido en la miseria y el fracaso que aparentemente merece, aunque tras él se esconda una persona mucho más valiosa que la mayoría; y por fin Allison Reynolds (Ally Sheedy) es la "inconformista", esa chica en la que nadie fija nunca los ojos, de apariencia sucia y descuidada e instintos suicidas, considerada por todos como la rara del grupo, aquella a la que nadie presta la más mínima atención o, si lo hacen, como probablemente haría el grupo de Claire, sería para reírse de ella o gastarle bromas pesadas.

Estos cinco son los perfiles en los que se ha encasillado a estos jóvenes, los roles sociales que les ha tocado desarrollar y a los que se deben acoger si no quieren tener problemas con los de su misma categoría. Cada uno de estos perfiles es esbozado en todo lo que rodea a sus personajes: los gestos, los comentarios, la manera de hablar o reaccionar, la manera de vestir, los elementos que cada uno lleva en la cartera o en el bolso... Todo este dibujo arquetípico compone la primera parte de la película y todas las situaciones mostradas, desde los diálogos iniciales hasta el momento del desayuno, por citar sólo dos ejemplos, gira alrededor de este objetivo. No obstante, el prólogo de la película, el momento en que cada uno de los chicos es dejado por sus padres en la puerta de la biblioteca, funciona de anticipo perfecto a lo que realmente constituirá la esencia del filme: cada uno de los papeles que los chicos deben cumplir en sus vidas se explica por la relación que mantienen con sus padres. Así, Claire es lo que es por ser hija de un matrimonio rico y mal avenido, de unos padres que se odian entre sí y que utilizan a su hija como arma para dañarse mutuamente, haciendo cada uno con su educación lo contrario que hace el otro, sin pararse a pensar en lo que realmente ella necesita. Claire es una consentida que se avergüenza de serlo, que dice rotundamente que jamás será como sus padres, pero que se sabe inevitablemente condenada a ejercer ese papel de superior condición y superficial conducta en la sociedad. En realidad no está dispuesta a luchar contra el sistema, y por ello es la más cobarde e hipócrita, aunque pretenda ser la más realista, cuando les afirma a sus compañeros que la amistad nacida entre ellos será vencida por las circunstancias, y que el cariño de ese día se truncará en la indiferencia obligada que sus respectivas posiciones en la pirámide social les ha hecho desempeñar. Pese a que nunca olvide a esos cuatro jóvenes que fueron realmente sus verdaderos amigos (3), Claire acabará siendo esa mujer que, como su madre, se conformará con un marido conveniente al que nunca amará realmente, una mujer que jamás renunciará a lo que debe ser pese a que con ello sacrifique su propia felicidad. Andrew, por su parte, vive frustrado por la necesidad de ser lo que su padre quiere que sea, el fuerte del grupo. Su padre vuelca en él todos sus fracasos, pretende convertirle en lo que jamás llegó él mismo a ser, disfrazando esto con el falso orgullo de haber sido el más temido y admirado por todos. El padre de Andrew odia a los débiles, seguramente porque él fue uno de ellos, y por eso pretende que su hijo vengue las ofensas recibidas convirtiéndole en un salvaje que es capaz de humillar a sus compañeros más indefensos con vejaciones que le avergüenzan y le hacen sentirse como un monstruo. El caso de John es el del típico hijo de familia desestructurada, el que crece entre chillidos y malos tratos y convierte él mismo la violencia en su propia coraza contra el mundo. John es aquél chico al que nadie quiere a su lado y al que todos temen, la escoria del instituto, el futuro fracasado que todos ven ya pasando sus días en la cárcel. Pero él es algo más, una persona tierna e inteligente, un valor en sí mismo injustamente condenado al fracaso y al olvido por parte de todos, el ejemplo perfecto de que el concepto de reinserción social es uno de los problemas más evidentes de una sociedad que no piensa tender la mano a los de abajo. Por último, Brian y Allison son los que más se parecen entre sí. Ambos quieren ser parte del grupo, pero son rechazados por su condición de diferentes y débiles. Brian vive obligado por su familia a ser el mejor estudiante, el más brillante en resultados de toda la clase. Es por ello que el fracaso es algo demasiado duro para él, una vergüenza insoportable que le lleva a pensar hasta en el suicidio —Brian será, pese a algunas diferencias de perfil, el símil de esos grupos de adolescentes criminales, raros marginados que van a la suya con sus aficiones y sus fobias, que han protagonizado tantas historias reales de terroríficas matanzas en los institutos americanos en los últimos años—.

Allison también muestra instintos suicidas, aunque al contrario que Brian, cuyo secreto dolor no ve nadie, ella se esfuerza por mostrarle a todo el mundo que es capaz de llegar a lesionarse, intentando solamente con ello llamar la atención de un entorno, familiar y social, que la ignora completamente. Allison es el personaje más tierno, el más frágil y el que más sufre la realidad que la rodea. Es ella la que realmente, pese a mostrarse arisca y distante en un principio, entrega rápidamente su corazón a los que le muestran una mínima señal de afecto. Por todo ello, este personaje será el que realmente se redima, el que al final se quitará el disfraz para convertirse en la chica dulce y cariñosa que en realidad es (4), y la que consiga —quizás también Andrew, quien acaba por ser su pareja— vencer la imposición de una vida que ellos mismos no desean. Es lo contrario que les sucederá a Claire y John, ambos enamorados entre sí pero conocedores de que sus destinos deben seguir sus propios cursos, quizás por ser su amor demasiado imposible para sobrevivir en un mundo que acabaría por destruirlo. Brian seguirá también su camino, pero al menos habrá aprendido a aceptar sus cualidades, aquellas que nadie veía pero que él ha logrado conocer al verse comparado con los demás: "...eso me hace pensar que Allison y yo somos mejores que vosotros", dice Brian cuando los cinco discuten qué será de ellos al día siguiente y los otros tres ven con escepticismo la conservación de su amistad. Ellos serán los más valientes, los únicos que conseguirán seguro vencer su destino y erigirse en dueños de sus propias vidas, al aceptarse realmente como son y luchar contra todo aquél que pretenda cambiarlos o ignorarlos.

El club de los cinco reflexionaba pues sobre los perfiles sociales de la adolescencia americana, sobre esos personajes hartamente representados en el mismo género de películas que la juventud veneraba por aquel entonces. Pera la película dirigía esta reflexión no hacia los jóvenes en sí mismos, quienes sabían de sobra que la sociedad los encasilla injustamente en un grupo con el que a menudo no se sienten identificados, sino hacia esos adultos que veían en ellos sus propios errores, que deseaban corregir mediante sus imposiciones aquellos fallos que les hicieron escoger en determinados momentos de sus vidas caminos equivocados. Es así el personaje del profesor (interpretado a la perfección por Paul Gleason), —quitando las breves incursiones de los padres al inicio del filme— el encargado de representar a esa sociedad adulta que pretende modelar a su gusto a sus jóvenes sucesores. Los mayores ven sólo en sus hijos el reflejo de ellos mismos a su edad, y por ello desean y exigen a toda costa que se conviertan en algo que realmente no son, propiciando con su imposición que cometan las mismas equivocaciones y fracasos que ellos mismos cometieron. Pero El club de los cinco no dirigía sólo su mensaje hacia una sociedad ni a un contexto determinado. Si aquellas comedias románticas de adolescentes de instituto que nos hacían forrar las carpetas con rostros perfectos, resultaban para nosotros como un sueño lejano que hubiéramos querido vivir, El club de los cinco se convertía en este caso en una bofetada que nos devolvía a nuestra propia realidad, quitándole ese disfraz mítico a cada uno de los personajes que adorábamos para convertirlos en miembros de nuestro propio entorno, personas casi reales que podíamos identificar entre nuestros propios compañeros de clase.

Con los años, la edad adulta me ha hecho ver este filme desde otro punto de vista, esta vez desde el del profesor que vuelca su propia frustración en el poder impuesto hacia unos alumnos a los que casi parece odiar. El destino ha querido que mi papel en la vida sea precisamente el de "educadora" de una juventud en la que seguimos identificando y etiquetando injustamente a sus miembros. Y no es que la frustración nos haya ganado —espero no convertirme jamás en un ser tan espantoso como el profesor Vernon, quien es capaz hasta de amenazar con una paliza al supuestamente violento John, descubriéndose así él mismo como el verdadero peligro—, aunque es uno de los riesgos a los que nuestro futuro docente nos enfrenta y a los que nos da más miedo llegar a caer algún día. Entre los que, como yo, nos dedicamos a tarea de intentar educar a los jóvenes, son comunes las frases: "¡Los alumnos ya no son lo que eran! Ahora son más exigentes, ahora son más egoístas, ahora no se interesan por nada..." Eso mismo repite el profesor Vernon al bedel Carl (John Kapelos) cuando se queja del esfuerzo cada vez mayor que debe hacer para educar a sus alumnos. La respuesta de Carl no puede ser más acertada, y pesa como una losa por la verdad que en ella encierra: "...vamos, los chicos no han cambiado, ¡has cambiado tú!" le dice Carl. Nada más acertado, no hay duda. Y digo yo: ¿no se nos morirá realmente el corazón cuando crecemos, como dice Allison? ¿Qué es realmente lo que nos hace considerarnos mejores que cualquiera de estos niños adultos? Yo creo que en realidad se trata de una cuestión de miedo, de la obsesión que a veces mostramos por ver amenazado nuestro mundo futuro en manos de quienes no merecen nuestra confianza. Nada más injusto y erróneo. La experiencia me ha hecho ver que hay mucha belleza en el interior de cada uno de nuestros jóvenes, hasta en el del más aparentemente problemático. Pese a que haya costumbres diferentes, pese a que los hábitos culturales no sean ya los mismos, pese a que las diferencias superficiales sean cada vez más evidentes entre nuestra (mi) generación y la de los adolescentes y jóvenes que pasan por el duro trance de aprender a ser adultos, estas diferencias no nos convierten en mejores que ellos. Bien pensado, las etiquetas iniciales que todos ponemos a los alumnos el primer día de clase se van disolviendo a medida que los vamos conociendo —si es que estamos dispuestos a ello— y al final siempre nos sorprende descubrir en cada uno a un ser único e irrepetible, personas que, pese a ser jóvenes, quizás inmaduros, quizás también algo irresponsables o egoístas, pese a aparentar ser Claire, John, Brian, Allison o Andrew, no han perdido aún la ilusión y la inocencia que a todos alguna vez se nos escapa en la edad adulta. Al fin y al cabo, todos somos en el fondo tan iguales como diferentes, sólo extraños sin nada en común, excepto los demás. (5)

(1) La designación "The Brat pack", que se podría traducir como "hatajo de mocosos" fue propuesta por el periodista David Blum del New York Magazine en 1985, en un artículo de portada. El término es una derivación de "The Rat Pack", denominación que se le había otorgado a otro grupo de actores jóvenes (Frank Sinatra, Shirley McLaine, Sammy Davis Jr, Dean Martin...) que a su vez asaltaron las pantallas del cine americano durante finales de los cincuenta y la década de los sesenta.

(2) Otras "generaciones" de jóvenes promesas han sido etiquetadas en la historia del cine, como la "Generación X" de los noventa (cuyo nombre deriva de la novela homónima de Douglas Coupland) o la reciente y actual "Frat Pack" (frat deriva de fraternity refiriéndose a estos actores como "buenos chicos"), conocida también como "Generación Y" cuyos miembros van desde las caras de Scream (Wes Craven, 1996) hasta los actores de la serie Friends (1994-2004, creada por David Creane y Marta Kauffman) entre otros.

(3) La canción estrella de la banda sonora era el Dont you forget about me de Simple Minds, uno de los temas más exitosos de la década de los ochenta y todo un himno generacional para los jóvenes y adolescentes de aquellos años.

(4) A lgunos vieron en la transformación de Allison final una especie de moralina a lo que realmente debía ser "una buena chica", por la apariencia cursi del vestido y peinados que adopta su personaje; para mí es sólo el manifiesto de que ella consigue valorarse a sí misma como lo que es, dejando así de esconder su rostro con su pelo sucio y mudando su disfraz de ropa andrajosa por el que realmente quisiera para sí misma, pese a que hasta ese momento pensaba no merecerlo.

(5) Esta cita aparecía en el cartel de la película, y me parece muy acertada y significativa como resumen perfecto del mensaje de esta.

Autora: Susana Farré.

http://www.miradas.net/   Home de la página.

http://www.miradas.net/2005/n42/cultmovie.html  Link del artículo.

Qumrám y sus manuscritos

Publicado en Historia o parahistoria el 15 de Junio, 2007, 12:14 por themackintoshman

Cuevas cercanas a Qumrán
Cuevas cercanas a Qumrán

Qumrán es el nombre árabe contemporáneo dado a unas ruinas, donde habría habitado una comunidad de la secta judía de los esenios, situadas en una terraza a cerca de dos kilómetros del Mar Muerto y 13 km al sur de Jericó, sobre los acantilados que se hallan tras la estrecha franja costera, cerca del oasis de Ayin Feshja, a 375 metros bajo el nivel del mar Mediterráneo.

Cerca de estas ruinas, entre los riscos al occidente, se encuentra un conjunto de cuevas, donde en 1947 unos beduinos descubrieron casualmente rollos (libros) con textos religiosos. Excavaciones arqueológicas realizadas desde 1950 en once cuevas, han permitido encontrar diversos manuscritos sobre la historia, tesis, estatutos y reglamentos de la Comunidad de la Alianza, que habitó el sitio; libros apócrifos intertestamentarios; y las versiones de libros de la Biblia, en hebreo y arameo, más antiguas que se conocen. Desde 1951 fueron excavadas también las ruinas.

Historia

La construcción original data del siglo VIII a. C. y duró abandonada varios siglos antes de ser reutilizada por los esenios; era una pequeña fortaleza, con algunas habitaciones en el interior y una cisterna circular para el abastecimiento de agua. Autores creen que era el sitio que algunos escritos antiguos llaman Secacah. Lo que quedaba en pie, fue ocupado por una comunidad hacia el 135 a.C. o unos años antes, cuando se añadieron dos cisternas rectangulares, una red de acequias, y dos hornos de alfarería. Los escritos de la comunidad, se refirieron desde entonces al sito como Damasco.

Hacia el 100 a. C. la construcción fue ampliada notablemente para servir a un número mayor de personas. Fue construido un sistema mucho más complejo de abastecimiento de agua alimentado por una corriente estacional que corría cerca, y llevado por un túnel y canales hacia grandes cisternas de almacenamiento, tres de ellas enormes.

Se levantó una torre maciza cuadrada que protegía la entrada, y se construyeron también depósitos y salones amplios, uno de ellos con bancos a lo largo de las paredes, apto para reunir muchas personas y otro, al lado, con una cocina y una despensa adyacentes, vajillas y otras señales de haber servido como comedor. La mayoría de las personas que usaban estos salones no tenían instalaciones adecuadas para residir permanentemente allí, por lo que se supone que una parte habitaba extramuros, en campamentos en Ayin Feshja y sitios cercanos, donde hombres y mujeres practicaban labores agrícolas o pastoriles para garantizar su sustento, tal y como lo exigían las propias reglas de la comunidad encontradas en las cuevas.

La construcción principal tenía 40 por 30 metros y el conjunto se extiende 80 metros a lo ancho y tiene 90 m de profundidad en su ala oeste, 40m en el centro y 70 m en el ala este.

Se encontró en Qumrán un ostracón (tiesto inscrito) con varias líneas en escritura hebrea. Es un contrato en el que un hombre llamado Honi dona sus posesiones, incluido un edificio, un olivar y un huerto de higueras, a un grupo llamado yajad (hebreo, juntos, comunidad). Si esta lectura es correcta, sirve de evidencia para identificar a la secta que vivía en Qumrán, y el nombre por el cual los miembros del grupo se designaban así mismos. Este término aparece en otros manuscritos de los esenios.

Se han encontrado mil doscientas tumbas, cubiertas de piedra y alineadas en sentido norte-sur, contrariando la costumbre judía. Aunque la mayor parte de los enterramientos son de varones, hay también de mujeres y unos pocos de niños. El único lugar donde se han encontrado tumbas judías similares, una docena, es En el-Ghuweir, 15 km al sur de Qumrán, donde hay unas ruinas de dimensión mucho menor, que datan del siglo I a.C.

La antigua fortaleza parece haber sido abandonada tras un terremoto o por otras causas en el 31 a.C. y reocupada desde el 4 a.C. Entonces fueron reconstruidas todas las instalaciones. Se han encontrado una gran cantidad de piezas de cerámica idéntica a la descubierta en la primera cueva, e incluso una jarra idéntica a la usada para depositar los rollos, así como tres mesas largas cubiertas de yeso y varios tinteros que datan de esta época final de la ocupación del sitio y que indican que en el primer piso había un lugar destinado para escribir o copiar manuscritos como los encontrados en las cuevas. La construcción fue destruida por los romanos en el 68 d.C. y ellos mantuvieron allí por un tiempo corto un puesto militar.

Fragmento de los manuscritos en el Museo Arqueológico de Ammán
Fragmento de los manuscritos en el Museo Arqueológico de Ammán

Los Manuscritos del Mar Muerto o Rollos de Qumrán (llamados así por hallarse los primeros rollos en una gruta situada en Qumrán, a orillas del mar Muerto) son una colección de casi 800 escritos de origen judío, escritos en hebreo y arameo por integrantes de la secta judía de los esenios, y encontrados en once grutas en los escarpados alrededores del mar Muerto.

Descubrimiento

Los primeros siete rollos fueron encontrados en 1947 por Jum'a y su primo Mohammed ed-Dhib, dos pastores beduinos de la tribu Ta'amireh en una cueva de Qumrán.

Se cuenta que utilizó algunos en una hoguera para calentarse, al carecer del conocimiento de la importancia del hallazgo. Estos rollos fueron vendidos en el mercado local, extraviándose un tiempo algunos en Egipto y otros en los Estados Unidos.

Posteriormente se publicaron copias de los rollos, causando un masivo interés en arqueólogos bíblicos, cuyo fruto sería el hallazgo de otros seiscientos pergaminos, y cientos de fragmentos.

Lo más importante de este hallazgo es su antigüedad, que permite estudiar importantes fuentes teológicas y organizativas del cristianismo. La mayoría de los manuscritos datan de entre los años 200 adC y 66 dC, estando entre ellos los textos más antiguos de que se dispone en lengua hebrea del Antiguo Testamento bíblico. Se cree que fueron ocultados por los esenios debido a las revueltas judías contra los romanos en esos años.

Biblioteca

Entre los manuscritos se encuentran:

  • Los libros del Antiguo Testamento, con excepción de Ester, e incluidos los deuterocanónicos como el Sirácida, la Carta de Jeremías y el Libro de Tobías;
  • Estudios sobre cada libro de la Escritura, desde un punto de vista esenio;
  • Los manuales, reglamentos y oraciones propias de la comunidad que habitó el sitio, entre los cuales destaca el Documento de Damasco, que ya había sido encontrado en 1896 en el depósito de una sinagoga, en una versión manuscrita por los karaitas del siglo IX.
  • Un rollo de cobre con cuestiones contables y relativas a la localización de determinados tesoros.
  • Diversos textos religiosos intertestamentarios como:

El traductor de estos manuscritos, Florentino García Martínez (1992), escribió que, con la única excepción de rollo de cobre, se trata de una "biblioteca "sectaria", pues los rollos forman un conjunto articulado de concepciones teológicas, escatológicas, morales y éticas. Las normas de la comunidad citan y hacen referencia a todos los textos bíblicos, apócrifos y seudoepigráficos encontrados, de manera que estos sustentan a aquellas, que a su vez se consideran intérpretes de textos inspirados que están en la "biblioteca". El uso del antiguo calendario hebreo por la comunidad, claramente diferente al oficialmente vigente en el siglo I, distingue a la biblioteca de los textos de otras corrientes judías, como los fariseos.

Concepciones

Las concepciones de los miembros de esta comunidad chocan con las de los poderes sociales. En el comentario esenio de Habacuc (1Qp Hab VII:2-5), rendir culto a las armas e insignias de guerra se considera sinónimo de idolatría, tal como lo expone Jeremías 7:18 acerca del culto al ejército: “Los hijos recogen leña, los padres prenden fuego, las mujeres amasan para hacer tortas al ejército y se liba en honor a otros dioses para exasperarme”, dice en las versiones hebreas y manuscritos griegos Sinaítico y Vaticano, los más antiguos. Este versículo fue modificado tardíamente por la Vulgata latina y posteriormente por el griego Alexandrino en el siglo V d.C., que colocan en 7:18 en vez de "ejército", las palabras "Reina de los Cielos", tomadas del capítulo 44 (17-25), tal vez por temor a enfrentar el viraje de la jerarquía de la iglesia oficial en favor de los ejércitos imperiales, en contra de los primeros cristianos.

En el Documento de Damasco, (IX:1-6,9) insiste en que no se debe tomar venganza y sólo Dios puede vengar y repite como Pablo (Romanos 12:19) “no te harás justicia por tu mano”, una cita del Testamento de los Doce Patriarcas (Gad 6:10). Contra el derecho de gentes romano y la propia costumbre del Antiguo Testamento, el mismo Documento (XII:6-7) declara: "ninguno extienda su mano para derramar sangre de alguno de los gentiles por causa de riqueza o ganancia, ni tampoco tome nada de sus bienes".

Otro escrito de Qumrán (1Q27:9-10) dice:

¿No odian todos los pueblos la maldad? Y sin embargo todos marchan de su mano. ¿No sale de la boca de todas las naciones la alabanza a la verdad? y sin embargo ¿Hay acaso un labio o una lengua que persevere en ella? ¿Qué pueblo desea ser oprimido por otro más fuerte que él? ¿Quién desea ser despojado abusivamente de su fortuna? Y sin embargo ¿cuál es el pueblo que no oprime a su vecino? ¿Dónde está el pueblo que no ha despojado la riqueza de otro?".

Se aclara así la separación entre la visión esenia y el nacionalismo celota. De ninguna manera los esenios veían una alternativa contra Roma en el establecimiento nacional judío oficial.

Se aclara también el papel de los fariseos, quienes en los Evangelios posteriores se presentan como símbolo de severidad o celo por la ley; mientras en realidad eran liberales legalistas, de “interpretaciones fáciles”, que “cuelan el mosquito pero dejan pasar el camello” (Mateo 23:24); el camello es el rico Mateo 19:24).

Los fariseos cambiaban los preceptos de Dios por sus tradiciones (Marcos 7:9-13); declaraban santos sus bienes para no darlos solidariamente, inventaban sistemas para burlar los Jubileos (en los que había que devolver la tierra a quienes la habían perdido) y los años sabáticos (en los que se debían perdonar las deudas) y evadir todos los compromisos con los más necesitados. Así, permitían declarar cosa sagrada aquello con que se debía auxiliar a los ancianos, para evitar donárselo (Mateo 13:3-6). En cambio, el Documento de Damasco ordenó a los esenios que nadie declarara sagrado nada de su propiedad (XVI 16).

Doctores fariseos, como el rabino Hillel (presidente del sanedrín, quien murió el 10 a.C.) ingeniaron soluciones para evadir la condonación de deudas de los años sabáticos y la reforma agraria de los jubileos, dispuestas para recomponer la equidad social cada 7 años (año sabático) y cada 50 años (Jubileo).

Según S. W. Baron, el rabino Hillel se inventó el prosboul para transferir las deudas al tribunal y no perdonarlas cuando era debido. Los reyes —especialmente los Herodes— atropellaron a los campesinos con tributos: el campesino se obligaba con deudas para pagarlos y luego perdía la tierra y hasta la libertad.

Los fariseos eran realmente "celosos de la riqueza" (Lucas 16:14 y Reglamento de la Comunidad de Qumrân XIX:2) y enfatizaban en una observancia ritual del sábado y no en el amor al prójimo. Mientras los fariseos ("vosotros" Mateo 12:11) permitían que un sábado se sacara de un pozo a una res accidentada, para salvar una propiedad, se oponían a curar a las personas en sábado. Los esenios, como escribieron en el Documento de Damasco (XI:12-15), se oponían a preocuparse por las riquezas el sábado, o a mandar a los criados a cuidar de ellas. Si a un rico se le caía una vaca al pozo, mandaba a un trabajador a sacarla, así fuera Sábado, pero un pobre no tenía suficientes vacas para no encerrarlas el sábado o no tenía ninguna. En cambio, “un hombre pobre o rico podía accidentarse un sábado y en ese caso, los esenios mandaban quitarse las ropas y rescatar con ellas a la persona que hubiera caído al agua inmediatamente, el mismo sábado”, (4Q 265, f.1, c.II:6-7).

Contra la hipocresía y el legalismo característico de una vida de burla a la voluntad de Dios, se propusieron el amor y la misericordia, que varios apócrifos intertestamentarios muestran como la característica por excelencia de Dios.

Relaciones con el cristianismo primigenio

El estudio del contenido y significado de los Manuscritos del Mar Muerto, ratifica con profundidad la relación entre el cristianismo primitivo y los israelitas que esperaban el Reino de Dios, enfrentados a los sacerdotes y escribas fariseos y saduceos, las castas dominantes judías, que los persiguieron (como atestiguan repetidamente los mismos manuscritos).

Sin embargo no se puede confundir a los esenios autores de estos manuscritos con los cristianos. Con frecuencia se trató de identificar a Jesús de Nazaret con el Maestro de Justicia que fundó la congregación esenia autora de los manuscritos, pero el nombre de Jesús no se menciona allí ni una sola vez, ni siquiera mediante alusión o clave y tanto los análisis de la antigüedad de los rollos encontrados, como los estudios arqueológicos y el análisis histórico muestran que el Maestro de Justicia vivió a comienzos del siglo II antes de Cristo.

Otra cosa es la evidencia real de que algunas enseñanzas de los manuscritos son similares o antecedentes teológicos de las aparecidas posteriormente en el Evangelio de Juan y otros libros del Nuevo Testamento.

Se puede afirmar entonces que los manuscritos y especialmente la corriente espiritual y el testimonio de vida de los esenios autores del Manuscritos del Mar Muerto fueron una fuente del cristianismo primitivo y prepararon en el desierto el camino de Jesús. La propia vida de Juan Bautista en las cercanías de Qumrán puede considerarse un elemento muy importante de la actividad que preparó el mensaje de Cristo.

¿Vivían cristianos juntos con esenios y luego se separaron? El hecho es que Pablo escribió que fue al Desierto y volvió a ese Damasco, completando tres años (Gálatas 1:17-18), tiempo de iniciación y prueba de los esenios, tanto según Flavio Josefo como según los Manuscritos del Mar Muerto (1QS VI 14-23): primer año, tiempo de iniciación e instrucción para la afiliación provisional y dos años de prueba.

Los esenios de Damasco, como la oposición galilea y los celotas de Masada, enfatizaron su disidencia celebrando las fiestas religiosas con un calendario diferente al oficial: el antiguo hebreo, de origen cananeo o amonita (Morgenstern 1955), dispuesto en El Libro de los Jubileos, el Libro de Henoc, 4Q 327 y el "Rollo del Templo" (una serie de disposiciones para las fiestas y sacrificios).

Así, Jesús celebró la Última Cena en la Pascua según el calendario de Damasco (Jaubert 1957; ver: Mateo 26:17-20; Marcos 14:12-17; Lucas 22:7-14). Era un martes por la noche según nuestro punto de vista o el inicio del miércoles según el punto de vista judío y no un jueves como dice la tradición. Luego, los pontífices sacrificaron a Jesús el día (miércoles o tal vez un jueves) en cuya noche se celebraba la cena de la Pascua oficialista (Juan 18:28,39; Juan 19:31) según el calendario lunar (de origen bailónico-griego), rechazado por la Comunidad de Qumrân y por los Rollos.

Cristo fue así el Cordero sacrificado para la Pascua oficial, pero Jesús celebró la Pascua según el calendario esenio, que además es el mismo que siguen la mayoría de los libros del Antiguo Testamento, por ejemplo Ezequiel (no así Ester que no ha sido encontrado en Qumrán). Como demostró Jaubert (1953), el calendario esenio era el observado por los redactores sacerdotales de las Crónicas y por el Pentateuco y, se usó en Judea durante toda la época de la hegemonía persa y según Barthélemy (1955), hasta que comenzó la época helénica.

Las disputas por el calendario no estaban aisladas de las cuestiones más candentes de la época, sino que simbolizaban el debate sobre el seguimiento a la voluntad de Dios en la vida social y política. Así, el Libro de los Jubileos no se limita a proclamar un calendario, sino que abiertamente ataca a la monarquía y dice (11: 2) que la corrupción de los descendientes de Noé se hizo evidente porque propiciaron el dominio de un hombre sobre los otros, establecieron la monarquía e hicieron la guerra de una nación contra otra. Gira en torno al Jubileo, institución socioeconómica que expresa el amor mutuo que Dios quiere entre el pueblo y afirma (23:21) que quienes son movidos por la riqueza y la avaricia no invocan a Dios con justicia y verdad (ver Juan 4:23 y 4Q176).

Aparte de estos detalles y su interpretación, los Manuscritos del Mar Muerto son claves para la comprensión más clara de cómo se desarrollaron el cristianismo y el judaísmo. Evidencian un judaísmo distinto al oficial de entonces y de hoy y establecen un temática que sería fundamental en el origen del cristianismo.

Diferentes escritos de Qumrán enfatizan temas claves resaltados por Jesús y los cristianos:

  • la Nueva Alianza (Documento de Damasco VI:19 Mateo 26:28);
  • la venida del Hijo del Hombre, el Hijo de Dios, llamado Hijo del Altísimo (4Q246), que expiaría por los pecados de los demás (4Q540; Documento de Damasco XIV:19)
  • el Mesías engendrado por Dios (1Q28a) y a la vez Siervo Sufriente (4Q381, 4Q540);
  • el Espíritu Santo (1QHa VII, XX);
  • el "Pozo de Agua Viva" (1QHa XVI);
  • bautismo, tiempo en el desierto después de la conversión (4Q414);
  • Cena Sagrada de pan y vino (1Q28a; 1QS VI), el sacerdocio de Melquisedec y su identificación con el Mesías (11Q13; Hebreos 7;
  • Rechazo a todo celo por la riqueza material
(1Qs XI con Lucas 16:4; 4Q267,2,II con 1Timoteo 6:10). Condena del saqueo y explotación (4Q267,IV; 4Q390);
  • Los hijos de la Luz (1QS,III);
  • Justificación por la Fe y salvación por la Gracia (1QH V);
  • Humildad, pobreza de espíritu (4Q491), bienaventurados los humildes (Mateo 5:3-4, 11Q5, 1QHa VI), "responder humildemente al arrogante" (Mateo 5:40);
  • Caridad, amor, compartir (4Q267,18,III);
  • La imperfección de los juicios humanos en contraste con la Justicia divina, rechazo a la venganza humana (4Q269 Romanos 12:19); "no dar a un hombre la recompensa del mal", ni hacer justicia por cuenta propia, perdonar;
  • corrección fraterna mutua (1QS V; 5Q12 Mateo 18:15-17); confesión (Santiago 5:16) y enmienda mejor que sacrificio de animales (1QS IX);
  • La caída de los reyes de la tierra (1QM XI), el Tiempo del Juicio, la Nueva Jerusalén (2Q24; 5Q15);
  • La comunidad de amor (1QS II) y fe como templo de Dios;
  • Rechazo al repudio de la esposa (Documento de Damasco IV:21; 4Q271);
  • Condena de interpretaciones "fáciles" (4Q169) de la Palabra de Dios, rechazo a cambiar la Palabra de Dios por las tradiciones humanas... (Mateo 15:3-9)
  • Denuncia de la hipocresía de los fariseos (1QHa XII) y de las prácticas de los saduceos.

Aunque al revisar el tratamiento de estos temas, parece claro que los rollos de Qumran no fueron escritos por los cristianos, es imposible sostener que no tienen nada que ver con el cristianismo primigenio, cuyo camino indudablemente fue preparado por estos esenios.

Este es el tiempo de preparar el camino en el desierto (4Q258)
Se separan de en medio del domicilio de los hombres de iniquidad, para marchar al desierto para abrir allí el camino de Aquel. Como está escrito: "en el desierto, preparad el camino de ***, enderezad en la estepa una calzada para nuestro Dios" (1QS VIII Lucas 3:2-11)
Pues los cielos y la tierra escucharán a su Mesías, y todo lo que hay en ellos no se apartará de los preceptos santos. ¡Reforzaos, los que buscáis al Señor en su servicio! ¿Acaso nos encontraréis en eso al Señor, todos los que esperan en su corazón. Porque el Señor mirará a los piadosos y llamará a los justos, y sobre los pobres posará su Espíritu, y a los fieles los renovará con su poder. Pues honrará a los piadosos sobre el trono de la realeza eterna, liberando a los prisioneros, dando la vista a los ciegos, enderezando a los torcidos. Por siempre me uniré a los que esperan. En su misericordia Él juzgará y a nadie le será retrasado el fruto de la obra buena.; y el Señor obrará acciones gloriosas como no han existido, como Él lo ha dicho, pues curará a los malheridos, y a los muertos los hará vivir, anunciará buenas noticias a los humildes, colmará a los indigentes, conducirá a los expulsados y a los hambrientos los enriquecerá.
(4Q521;Lucas 4:17-22; Mateo 11:2-6)

Los textos descubiertos en Qumrán podrían mostrar entonces, antecedentes inmediatos del Evangelio.

Pecios

Publicado en Historia o parahistoria el 15 de Junio, 2007, 12:04 por themackintoshman

Vista la movida que hay con el Odissey, y demás, no sobra que nos detengamos un poco en el tema de los pecios y el Sussex

Se conoce por Pecio a los restos de un barco hundido después de un naufragio. A veces, estos restos constituyen un yacimiento arqueológico importante, ya que permiten el estudio tanto de la construcción de los barcos en cada época como las diferentes rutas marinas que se seguían a lo largo de la historia. Es frecuente encontrar su ubicación en las cartas náuticas marinas.

Un pecio es cualquier pedazo o fragmento de una nave que ha naufragado o una porción de lo que ella contiene. Por tanto, un pecio puede ser, prácticamente cualquier objeto externo al mar que se encuentre en el fondo.

Para algunos, el concepto de pecio incluye no sólo los restos de una embarcación y/o de su carga, sino también todos los restos culturales (hechos por el hombre)que se encuentren sumergidos o semisumergidos. Se incluye toda la obra portuaria, los desechos industriales, desperdicios, objetos abandonados, etcétera. Un pecio puede ser considerado como un contexto arqueológico subacuático. Asimismo, un pecio no sólo es producto de un accidente marítimo o naufragio, sino también puede ser ocasionado por abandono, hundimiento intencional, desechos industriales, descuidos o negligencias. Existen barcos naufragados famosos como:

  • El RMS Titanic: un transatlantico de 271 metros de longitud y diez cubiertas, viajaba por el atlantico norte desde Southampton(Inglaterra)hasta Nueva York, llevaba en su interior 2500 personas entre pasaje y tripulacion, el 15 de abril de 1912 chocó con un iceberg y se llevó con el 1500 vidas, al hundirse se partió en dos entre la tercera y la cuarta chimenea,hoy noventa y cinco años despues la proa esta perfectamente conservada mientras que la popa es un cumulo de hierro retorcido, su interior todavia es reconocible, alberga cientos de camarotes llenos de joyas y mobiliario, se pueden encontrar aun tanto camas de hierro como picas, lavabos, grifos, lamparas, platos y cuberterias de plata de ley. Es el mayor naufragio conocido de la historia

Modelo de la HMS Sussex
Modelo de la HMS Sussex

La HMS Sussex era un velero británico de mástiles altos, que naufragó el 19 de febrero de 1694 cerca de la costa de Gibraltar.

Lideraba una flota británica en el Mar Mediterráneo al mando de Sir Francis Wheeler, durante la Guerra de la Liga Habsburgo contra Francia en la época de Luis XIV .

Guerra de la Liga de Augsburgo (o Habsburgo),(1688-1697), también conocida como guerra de la Gran Alianza o de los Nueve Años. En ella, las ambiciones expansionistas de Luis XIV de Francia fueron frenadas por una alianza formada por Gran Bretaña, las Provincias Unidas de los Países Bajos, y los Habsburgo austríacos. El objetivo principal de la Liga de Augsburgo fue mantener el equilibrio de poder entre las dinastías rivales de Habsburgo y Borbón, exacerbado por la incertidumbre sobre el sucesor de Carlos II de España. La guerra también supuso la lucha entre Luis XIV y Guillermo III, príncipe de Orange y rey británico.

Los historiadores creen que el barco, de 48 metros de eslora,tenía una misión secreta: comprar la lealtad del Duque de Savoya, un aliado potencial en el sureste de Francia. El cargamento debería asegurar la fidelidad del ducado italiano.Guardaba en sus bodegas una enorme tesoro - 10 t de oro (o 100 t de plata). Las monedas actualizadas equivaldrían a un valor entre 388 millones de euros y 3.100 millones de euros según algunas fuentes.

El galeón armado con 80 cañones y tripulado por 500 marineros, con destino a la península italiana se hundió durante un violento temporal de Levante. Sólo sobrevivieron dos de sus tripulantes. Un año mas tarde los ingleses intentaron repetir el pago, pero fue tarde y el Duque de Savoya cambió de bando y tomó parte por los Franceses.

Entre 1998 y 2001 se realizó una prospección por parte de una empresa estadounidense Odyssey Marine Exploration en la que participa como accionista el gobierno británico. En mayo de 2007,Odyssey Marine anunciaba la recuperación del cargamento de un barco hundido en un lugar indeterminado del Atlántico, el paradero exacto lo mantienen en secreto,pero el gobierno español prohibió los trabajos de la empresa.

El barco se supone a unos 900 m de profundidad en aguas españolas (la empresa argumenta que se encuentra en aguas internacionales).

El gobierno español y la junta de andalucia están intentando controlar a dicha empresa para evitar que realice el expolio del barco, pero la diferencia de medios materiales lo convierte en una dificil tarea y el tesoro acabará en manos de los ricos accionistas de Odyssey.


La compañía fletó un avión estadounidense para llevar el tesoro desde Gibraltar, donde fue descargado, hasta Florida, donde tiene su sede.

Los dos barcos de estos piratas del siglo XXI, el Odyssey Explorer y el Ocean Alert, no se movieron durante todo el invierno del Mediterráneo, donde se supone que está hundido el Sussex, y de las aguas cercanas a Gibraltar. El cargamento expoliado podría ser también de alguno de los buques españoles hundidos en esas aguas.

San Malaquías y sus profecías

Publicado en Misterio y esoterismo - pero con un poco de cabeza,please- el 15 de Junio, 2007, 11:39 por themackintoshman

San Malaquías de Armagh o de Irlanda —nacido Maelmhaedhoc O’Morgair— (1094, † 2 de noviembre de 1148), Arzobispo católico de Armagh (Irlanda), hijo de Lector de Armagh.

Se le recuerda sobre todo por dos juegos de profecías que supuestamente le fueron reveladas al término de una peregrinación hacia Roma en el verano de 1140. Su festividad se celebra el 3 de noviembre.

San Celso le ordenó sacerdote en 1119, y en 1123 le nombraron Abad de Bangor. Un año después adquirió la dignidad de obispo de Bangor y, en 1124, de Primado de Armagh. En 1127 se convertiría en confesor del Príncipe Cormac MacCarthy de Desmond, y tras el saqueo de Connor establecería allí una comunidad monástica bajo la tutela de Cormac, ahora Rey. Tras la muerte de san Celso, sería nombrado arzobispo de Armagh en 1132 en medio de numerosas intrigas, que llegaron al extremo de tener que comprarle el Báculo de Jesús a un usurpador.

Hombre de gran celo religioso, su amigo san Bernardo de Claraval nos recuerda que Malaquías restauró la disciplina en el seno de la Iglesia de Irlanda, persiguió al paganismo y restableció la moral católica, tras lo que dividió su sede en Down y Connor, quedándose la primera, donde establecería un priorato. A principios de 1139 viajaría a Roma a través de Escocia, Inglaterra y Francia, donde visitó a San Bernardo. Su intención era pedirle al Papa Inocencio II palios para las sedes apostólicas de Armagh y Cashel.

Malaquías se encuentra con una situación espantosa en Roma, totalmente corrupta y con el Papado a merced de los señores italianos. Es en estos momentos cuando parece tener sus visiones proféticas, que imbuyeron gran moral al Papa al hacerle sentir que la Iglesia Católica de Occidente no estaba aún en sus últimos momentos. Volvió a su tierra natal con los dos palios y la dignidad de Primado de Irlanda. En 1142, estableció la gran Abadía de Mellifont. Quiso volver a Roma en 1148, pero hallándose en Clairvaux cayó enfermo y murió en las manos de San Bernardo. Se le atribuyen múltiples milagros. Fue canonizado por el Papa Clemente III el 6 de julio de 1199. La relación de sus numerosas reliquias se halla enumerada en el volumen CLXXXV del Patrologiae cursus completus de Jacques-Paul Migne.

Las Profecías de San Malaquías son dos textos que supuestamente le fueron revelados al arzobispo católico san Malaquías de Irlanda durante el término de una peregrinación hacia Roma en 1140. No obstante, ambos escritos se dieron a conocer siglos después —cuando muchos de los sucesos predichos ya habían sucedido—, por lo que se han establecido serias dudas sobre su autenticidad. El hecho de que su íntimo amigo san Bernardo de Claraval, autor de la Vida de San Malaquías, no las mencione para nada refuerza la tesis de que puedan ser una falsificación muy posterior (si bien es cierto que en su Breviario indica que gozaba del don de la profecía, sin entrar en más detalles). No obstante, es famosa en todo el mundo su atribuida Profecía de los Papas, normalmente considerada de carácter apocalíptico (ver más abajo).

La profecía de Irlanda

La primera profecía de San Malaquías hace referencia a los sucesos futuros de su tierra natal, Irlanda. Su redacción, muy distinta a la de la segunda, predice que Irlanda caerá en manos de los ingleses y sufrirá persecuciones y calamidades de todo tipo durante «una semana de siglos». Transcurrido este tiempo, será «liberada de sus opresiones» (u «opresores»), que sufrirán toda clase de castigos terribles, y entonces Irlanda desempeñará un papel prioritario en la conversión de Inglaterra al catolicismo. Esta profecía es en apariencia extraordinaria, dado que san Malaquías murió siglos antes de que surgiera el anglicanismo e Inglaterra lo asumiera. Lamentablemente, la primera noticia que tenemos sobre ella nos la da Dom Mabillon, un monje benedictino francés del siglo XVII, según él de un antiguo manuscrito [perdido] preservado en Clairvaux (Claraval).

La "profecía de los Papas"

La segunda profecía de San Malaquías aparecería antes: para ser exactos, en el Lignum Vitae, publicado por otro monje benedictino francés, Arnold de Wyon, en 1595. Un erudito en la historia de su Orden, dedicó este libro al Rey de España Felipe II, y es en esencia una biografía colectiva de los benedictinos elevados a la dignidad episcopal. Tras unos párrafos sobre San Malaquías, termina diciendo: «Escribió varios opúsculos. Hasta el día de hoy no he tenido ocasión de ver ninguno, exceptuando una profecía relacionada con los soberanos pontífices. Puesto que es muy breve, y que yo sepa no ha sido dada a imprimir todavía, y dado que a muchos les complacería conocerla, copio a continuación su contenido». Supuestamente, el texto original estaría o habría estado custodiado en el Archivo Secreto Vaticano durante esos 400 años.

Sigue una serie de 111 pequeños lemas o frases en latín sin numerar haciendo alusión alegórica a los siguientes 111 papas que gobernarían la Iglesia Católica, desde Celestino II (1143-1144) hasta un supuesto Pedro el romano, incluyendo a los Antipapas. Es curioso observar que las divisas correspondientes a los Papas anteriores a 1595 son mucho menos ambiguas que las sucesivas. La lista es la siguiente:

Lemas correspondientes a Papas y Antipapas anteriores a 1595

  • Ex castro Tiberis (Del castillo del Tíber) - Celestino II (1143-1144) nació en Città del Castello, a orillas del Tíber
  • Inimicus expulsus (El enemigo expulsado) - Lucio II (1144-1145). De la familia Caccianemici (caccia = cazar), ([e]nemici = enemigos).
  • Ex magnitudine montis (De la grandeza del monte) - Eugenio III (1145-1153); su apellido fue Montemagnus, y nació en el castillo de Grammonte.
  • Abbas suburranus (El abad de Suburra) - Anastasio IV (1153-1154), cuyo nombre era Corrado Della Suburra. Fue abad antes que Papa.
  • De rure albo (Del campo blanco) - Adriano IV (1154-1159) era de origen campesino y nació en Saint-Alban (Alba = "blanco, albino").
  • Ex tetro carcere (De tétrica cárcel) - Víctor IV (1159-1164), antipapa. Había sido cardenal de de San Nicolás in Carcere (en prisión).
  • De Via Transtiberina (De la Vía transtiberina) - Pascual III, (1164-1168), antipapa. Nacido en Lombardía y ex-cardenal de Santa María del Trastévere, todo ello bañado por el río Tíber.
  • De Pannonia Tusciae (De Panonia a Toscana) - Calixto III (1170-1177), antipapa. De nacionalidad húngara (en latín, pannonia) fue cardenal-obispo de Tusculum.
  • De Ansere custode (Custodio de la Oca) - Alejandro III (1159-1181). Su apellido era Paparona, que significa "oca". Fue custodio de la Iglesia frente a los tres antipapas anteriores.
  • Lux in ostio (Luz en la puerta) - Lucio III (1181-1185). Lucio III, nombre que viene de "luz", fue cardenal de Ostia (ostia = "puerta").
  • Sus in cribo (Una cerda en una criba) - Urbano III (1185-1187). Uberto Crivelli (crivelli = "criba") tenía un cerdo en su escudo de armas.
  • Ensis Laurentii (La espada de Lorenzo) - Gregorio VIII (1187). Ex-cardenal de San Laurencio, con dos espadas en su escudo de armas.
  • De schola exiet (Salido de la escuela) - Clemente III (1187-1191). Bautizado Paolo Scholari (de la escuela).
  • De rure bovensi (De campo de bueyes) - Celestino III, (1191-1198). De la familia de los Bovis (bueyes) y originario de la campiña romana.
  • Comes signatus (Conde Signado) - Inocencio III (1198-1216), de la familia Conti di Signi (luego Segni).
  • Canonicus es larere (Canónigo de Letrán) - Honorio III (1216-1227) fue canónigo de San Juan de Letrán.
  • Avis ostiensis (El ave de Ostia) - Gregorio IX (1227-1241), fue cardenal de Ostia y había un pájaro en su escudo de armas.
  • Leo sabinus (El león sabino) - Celestino IV (1241). Con un león en su escudo de armas, fue cardenal-obispo de la Sabina.
  • Comes laurentius (El conde de Lorenzo) - Inocencio IV (1243-1254). Conde de Lavagne de San Lorenzo.
  • Signum ostiense (El signo de Ostia) - Alejandro IV (1254-1261). Otro miembro de la familia de los Signi, ex-cardenal de Ostia.
  • Jerusalem campaniae (Jerusalén en Campania) - Urbano IV (1261-1264), nacido en Troyes, Champagne, y posteriormente patriarca de Jerusalén.
  • Draco depresus (El dragón perdido o vencido) - Clemente IV (1265-1268). Sus armas representaban un águila aprisionando entre sus garras a un dragón.
  • Anguineus vir (El hombre de la culebra) - Gregorio X (1271-1276). De la familia de los Visconti, cuyo escudo de armas incluye una culebra comiendo a un hombre.
  • Conciunator gallus (El predicador galo) - Inocencio V (1276), nacido en Francia, primado de los Galos, conocido como doctor famosissimus por su oratoria.
  • Bonus comes (El buen conde) - Adriano V (1276). Conde de Lavagne.
  • Piscator tuscus (El pescador toscano) - Juan XXI (1276-1277), de nombre Pedro y cardenal de Tusculum.
  • Rosa composita (La rosa compuesta) - Nicolás III (1277-1280). Con una rosa en su escudo de armas, fue apodado el compuesto ("el componendas").
  • Ex telonio liliacei Martini (Del recaudador de Martín de lis) - Martín IV (1281-1285), tesorero de la iglesia de San Martín de Tours, y Canciller del Rey de Francia (cuyo símbolo, como es bien sabido, es la flor de lis.
  • Ex osa leonina (De la rosa del león) - Honorio IV (1285-1287) de la familia Savelli, cuyas armas constan de una rosa llevada por dos leones. Rompió los vínculos entre la Iglesia occidental y la oriental en el Concilio de Lyon.
  • Picus inter escas (El pico en la comida) - Nicolás IV (1288-1292). Llamado Jerónimo d'Ascoli durante su pertenencia a la orden franciscana (esca significa "alimento") el cardenal Giacomo Masci fue nombrado tras un concilio que duró más de un año (fue "picoteado" entre los cardenales).
  • Ex eremo celsus (Elevado de la ermita) - Celestino V (1294), antes de ser elegido, fue ermitaño del monasterio de Pouilles.
  • Ex undarum benedictione (De la bendición de las olas) - Bonifacio VIII (1294-1303). Llamado Benedicto Gaëtan. El escudo de la familia Gaëtan representa unas olas.
  • Concionator patareus (El predicador de Patara) - Benedicto XI (1303-1304). Se llamaba Nicolás, y el obispo Nicolás original nació en Patara. Benedicto XI pertenecía a la Orden de los Predicadores.
  • De fasciis Aquitanicis (De los lazos de Aquitania) - Clemente V (1305-1314), fue arzobispo de Bordeaux, en Aquitania, y su escudo de armas presentaba tres fasces de gulas.
  • De surore osseo (Del zapatero de Ossa) - Juan XXII (1316-1334). El teólogo Panvinio —autor de biografías papales— le atribuyó erróneamente haber sido hijo de zapatero y pertenecer a la familia Heusse (Ossa), cuando en realidad pertenecía a la familia Duèze y nunca tuvo relación alguna con los zapateros. No obstante, este error de Panvinio también parece "pasar" a la profecía.
  • Corvus schismaticus (El cuervo cismático) - Nicolás V (1316-1333), antipapa cismático.
  • Abbas frigidus (El abad frío) - Benedicto XII (1334-1342), antiguo sacerdote del Monasterio de Frontfroid (Frente Frío).
  • Ex rosa Attrebatensi (De la rosa de Arrás) - Clemente VI (1342-1352), ex-obispo de Arras (Francia), con unas rosas en su escudo de armas.
  • De montibus Pammachii (Del monte Pammacos) - Inocencio VI (1352-1362), nació en el monte Limousin, muy próximo. En sus armas, seis montañas.
  • Gallus vicecomes (Vizconde galo) - Urbano V (1362-1370) era vizconde y francés.
  • Novus de virgine forti (El nuevo de virgen fuerte) - Gregorio XI (1370-1378), conde de Beaufort y Cardenal de Ste. Marie la Neuve.
  • De cruce apostolica (De la cruz apostólica) - Clemente VII (1378-1394), antipapa y cismático, fue una "cruz" para el linaje apostólico.
  • Luna cosmedina (Luna de Constanza) - Benedicto XIII (1394-1424). De nombre, Pedro de Luna. Se ocupó personalmente de la diócesis de Zaragoza -de donde procedía- y posteriormente al Concilio de Constanza. Excomulgado y considerado por el resto de Iglesia un antipapa.
  • Schisma Barcinonum (El cisma de Barcelona) - Clemente VIII (1424-1429), antipapa con sede en Barcelona.
  • De inferno prægnante (Preñado del infierno) - Urbano VI (1378-1389), por nombre de pila Bartolomé Pregnagni, nació en un barrio de Nápoles llamado Inferno.
  • Cubus de mixtione (Cubo de mezcla) - Bonifacio IX (1388-1404). El escudo de armas de su familia representaba unos cubos entrelazados.
  • De meliore sidere (De la estrella mejor) - Inocencio VII (1404-1406). Nombre de pila Cosimo de Migliorati o Cosmato de Meliorato (en ambos casos el apellido familiar significa "mejorado"). En su escudo de armas, una estrella.
  • Nauta de ponto nigro (Marino del Mar Negro) - Gregorio XII, (1406-1415), nacido en Venecia, fue sacerdote de la iglesia de Negreponte.
  • Flagellum solis (El azote del sol) - Alejandro V (1409-1410). Con un sol en su escudo de armas, fue sin duda un azote para la Iglesia en tanto que antipapa.
  • Cervus sirenæ (El ciervo de la sirena) - Juan XXIII (1410-1419), antipapa. Baltasar Cossa fue Cardenal-diácono de San Eustaquio, y representado con un ciervo en su escudo. Era napolitano de origen; un topónimo clásico de Nápoles es jadis Parthenope, por el nombre de una sirena. En tanto que antipapa, su nombre fue ignorado y reutilizado en 1958.
  • Corona veli aurei (La corona del velo de oro) - Martín V (1417-1431). Un Colonna, las armas de su familia incluyen una corona. Fue Cardenal Diácono de San Jorge del Velo de Oro. Puso fin al gran cisma de Occidente.
  • Lupa Cælestina (Loba celestina) - Eugenio IV (1431-1447). Otro error de Panvinio. Escribió que pertenecía a la Orden Celestina, cuando en realidad era agustiniano. Este error también "pasa" a la profecía. Fue obispo de Siena, cuyas armas representan una loba.
  • Amator crucis (Amante de la cruz) - Félix V (1439-1449), antipapa. Era el Duque Amadeo VIII de Saboya (Amadeo = "Ama a Dios"). En su escudo de armas, una cruz.
  • De modicitate lunae (De la modestia de la luna) - Nicolás V (1447-1455). De orígenes modestos. Nacido en Lunigiana. Si bien fue un Papa enormemente ilustrado, creador de numerosos monumentos y de la Biblioteca Vaticana, su Papado quedó marcado por la amenaza turca a Europa (bajo la bandera de la Media Luna) y la mediocre respuesta de los señores cristianos a su llamamiento a la Cruzada contra la misma. Murió de noche.
  • Bos pascens (El buey que pace) - Calixto III (1455-1458), nacido en Xàtiva (Valencia), de la familia Borja (Borgia). Su escudo de armas fue un buey dorado paciendo.
  • De capra et albergo (De la cabra y del albergue) - Pío II (1458-1464). Antes de ser Papa, Enea Piccolomini fue secretario de los cardinales Capranica y Albergati.
  • De cervo et leone (Del ciervo y el león) - Pablo II, (1464-1471). Pietro Barbo fue obispo de Cervie y cardenal de San Marcos, que tiene por símbolo un león. Y había también un león en su escudo de armas.
  • Piscator minorita (Pescador menor) - Sixto IV (1471-1484). Hijo de pescador, fue educado por los frailes minoritas.
  • Praecursor Siciliæ (El precursor de Sicilia) - Inocencio VIII (1481-1492), se llamaba Juan Bautista (nombre del precursor de Cristo) y estaba vinculado a la Corte de Alfonso, Rey de Sicilia.
  • Bos albanus in portu (El buey albano en el puerto) - Alejandro VI (1492-1503) fue obispo-cardenal de Albano y Porto, y sus armas representan un buey.
  • De parvo homine (Del hombre pequeño) - Pío III (1503). Prematuramente envejecido, no soportó las ceremonias de nombramiento y murió escasamente 10 días después de ser coronado Papa. Su apellido era Piccolomini (piccolo signica "pequeño", y uomoni significa "hombres").
  • Fructus Jovis juvabit (El fruto de Júpiter agradará) - Julio II (1503-1513). Su escudo de armas contiene un roble, el árbol de Júpiter.
  • De craticula Politiana (De la parrilla de Politiano) - León X (1513-1521). Era hijo de Laurencio de Médicis (san Laurencio tiene como emblema la parrilla donde fue martirizado), y fue obispo de Politiano.
  • Leo Florentius (El león de Florencia) - Adriano VI (1522-1523). Pertenecía a la familia Florenz o Florent, cuyo escudo de armas contiene un león.
  • Flos pilae aegrae (La flor de las columnas enfermas) - Clemente VII (1523-1534). Su escudo de armas incluía unas columnas y una flor de lis. Perteneciente a la familia Médici (médico), el periodo turbulento en que discurrió su papado invita a un juego de palabras sobre la enfermedad.
  • Hyacinthus medicorum (El jacinto de los médicos) - Pablo III (1534-1549) fue el Papa del Concilio de Trento, que para los católicos "sanó" a la Iglesia. En su escudo de armas, dos flores de lis azules (también llamadas jacintos) y fue cardenal de San Cosme y San Damián, dos médicos mártires.
  • De corona montana (De la corona del monte) - Julio III (1550- 1555). Bautizado Juan María del Monte, tenía dos coronas en su escudo.
  • Frumentum floccidum (El trigo marchito) - Marcelo II (1555). Desarrolló una gran labor antes de ser Papa, pero estaba acabado físicamente y sólo vivió 22 días en la silla de Pedro. Su escudo de armas era de color trigueño.
  • De fide Petri (De la fe de Pedro) - Pablo IV (1555-1559). Se llamaba Pedro Carafa (Carafa = fe).
  • Aesculapii farmacum (El fármaco de Esculapio) - Pío IV (1559-1565). Pertenecía a la familia Médicis (juego de palabras: "médicos") y era médico de profesión (el dios clásico de la medicina es Esculapio).
  • Angelus nemorosus (El angel de los bosques) - Pío V (1566-1572). Miguel Ghisleri (Miguel es el nombre de un ángel) nació en Bosco ("bosque") en Lombardía.
  • Medium corpus pilarum (El cuerpo en medio de las columnas) - Gregorio XIII (1572-1585). En su escudo de armas, medio cuerpo de dragón. Fue nombrado cardenal por Pío IV, cuyo escudo contenía dos columnas.
  • Axis in medietate signi (El hacha en medio del signo) - Sixto V (1585-1590). Su escudo de armas contenía un hacha cruzada con un león. El León es un signo del Zodiaco (Leo).
  • De rore coeli (El rocío del cielo) - Urbano VII, (1590). Arzobispo de Rossano (Ros significa "rocío"). Sólo vivió doce días en la silla de Pedro, tan breve como el rocío del cielo.

Llegados a este punto, se da un hecho en extremo curioso. Los 74 primeros lemas, hasta Urbano VII (1590), iban seguidos de un breve comentario explicativo redactado por el dominico español Alphonsus Ciacconius, erudito en la historia del pontificado. Ciacconius deseaba que, a la muerte de Urbano VII, los cardenales elevaran al Papado al cardenal Simoncelli, nativo de Orvieto (urbs vetus, ciudad antigua). Se ha sugerido, que el dominico pudiera prevalerse de la credulidad y prestigio del editor Arnold de Wyon para sacar a la luz una falsa profecía que contribuyera a la elección de Simoncelli, fracasando en su intento.

  • Ex antiquitate urbis (De la antigüedad de la ciudad) - Gregorio XIV, (1590-1591). Niccoló Sfondrati nació en la ciudad de Cremona, que fue una de las primeras colonias latinas del valle del Po, en el siglo III a.c.
  • Pia civitas in bello (La villa piadosa en guerra) - Inocencio IX (1591). Originario de Bolonia, la villa piadosa en guerra durante las batallas por el control de los Estados Pontificios, tal y como la define el Abad de Noé.
  • Crux romulea (La cruz romana) - Clemente VIII (1592-1605). Su escudo de armas contenía la triple cruz papal en disposición oblicua.

Lignum vitae se edita en 1595, constituyendo un éxito en toda la Europa cristiana.

Lemas correspondientes a Papas posteriores a 1595

  • Undosus vir (El varón ondulado) - León XI (1605). Se ha dicho que porque su pontificado fue tan breve "como una ola" (28 días). Es el tercer papado más breve de la historia(siendo el primero el de Urbano VII)
  • Gens perversa (El pueblo perverso) - Pablo V (1605-1621). Se dice que porque tuvo que hacer frente a la herejía bohemia y la conversión de la Corona de Austria al protestantismo, pero hubo papas que tuvieron que hacer frente a herejías de mucho mayor calado. También se ha sugerido que se debe a su escudo, donde había un dragón y un águila, animales considerados por la gente como "crueles" o "perversos".
  • In tribulatione pacis (En la tribulación de la paz) - Gregorio XV (1621-1623). Reconcilió al duque de Saboya con el Rey de España a costa de grandes esfuerzos.
  • Lilium et rosa (El lirio y la rosa) - Urbano VIII (1623-1644). Una de las pocas profecías parecidas a las anteriores a 1595, aunque carente de la misma nitidez. Maffeo Barberini era de Florencia, cuyo símbolo es una flor de lis —que es la flor del lirio—, y su escudo de armas incorporaba abejas. Durante su pontificado hubo fuertes conflictos en Francia (cuyo símbolo es también la flor de lis) y en Inglaterra (cuyo símbolo es la rosa).
  • Jucunditas crucis (La exaltación de la cruz) - Inocencio X (1644-1655). Al parecer, fue elegido al día siguiente al de la Exaltación de la Santa Cruz.
  • Montium custos (El guardián de los montes) - Alejandro VII (1655-1667). De nuevo una profecía al estilo de las anteriores a 1595: en su escudo de armas había una estrella dominando unos montes.
  • Sidus olorum (La estrella de los cisnes) - Clemente IX (1667-1669). Julio Rospigliosi nació cerca del río Stellata (stella = "estrella"). Parece ser que durante el cónclave ocupó la Cámara de los Cisnes del Vaticano, de donde salió como un "astro brillante".
  • De flumine magno (Del gran río) - Clemente X (1670-1676). De Roma, como tantos otros, pero el día de su nacimiento el río Tíber venía muy crecido y al parecer produjo inundaciones.
  • Bellua insatiabilis (La bestia insaciable) - Inocencio XI (1676-1689). En su escudo de armas había un león y un águila. Estuvo muy próximo al Cardenal Cibo (cibus = "comida"). Tuvo oscuros enfrentamientos con el Rey de Francia Luis XIV, considerado por sus enemigos "insaciable" por sus fastos excesivos.
  • Pœnitentia gloriosa (La penitencia gloriosa) - Alejandro VIII (1689-1691) se llamaba Pedro (nombre del "gran arrepentido") y fue elegido el día de San Bruno ("ángel de la penitencia"). Forzó a los obispos de Luis XIV a arrepentirse de su Declaración del Clero de Francia.
  • Rastrum in porta (El rastrillo en la puerta) - Inocencio XII (1691-1700). Otro de los lemas llamativos. Era originario de la casa de Pignatelli del Rastello (Rastello = "rastrillo") nacido a las puertas de Nápoles (esta parte ya es menos precisa).
  • Flores circumdati (Flores rodeadas) - Clemente XI (1700-1721). Nació en Urbino, cuyas armas son una corona de flores.
  • De bona religione (De la buena religión) - Inocencio XIII (1721-1724). De una familia romana, los Conti, que ha dado a la Iglesia siete Papas. Lema muy genérico y ambiguo, podría aplicarse a cualquier cosa en un pontificado.
  • Miles in bello (El soldado en la guerra) - Benedicto XIII (1724-1730) tomó las armas durante el asedio de Aviñón, pero no es el primer ni el último Papa que fue soldado en algún momento de su vida.
  • Columna excelsa (Columna excelsa) - Clemente XII (1730-1740). Excesivamente ambiguo. Sin correlación bien establecida.
  • Animal rurale (El animal rural) - Benedicto XIV (1740-1758). Nacido en Bolonia, por lo que no era de origen rural. Considerado un gran trabajador (¿un "animal de carga"?). Sin correlación clara.
  • Rosa Umbriae (La rosa umbría) - Clemente XIII (1758-1769). Era ex-obispo de Padua, donde nació san Francisco de Asís, la rosa de la Umbría. Demasiado rebuscado. Se ha dicho también que Umbría es el nombre de una rosa que se da en Venecia entre otros lugares, y este Papa era veneciano.
  • Visus velox (la visión perforante) —y no Ursus Velox (El oso veloz) - Clemente XIV (1769-1774). Se dice que tenía un espíritu vivo y penetrante, sin mayor correlación. El error Ursus velox por Visus velox aparece por primera vez en la edición de Colonia de 1656 (que comenzó a dirigir, por cierto, Ciacconi antes de su muerte en 1599) y de ahí ha pasado a la mayoría de ediciones contemporáneas. Pero en el original de De Wyon se lee Visus velox y no Ursus velox.
  • Peregrinus apostolicus (El peregrino apostólico) - Pío VI (1775-1799). Obligado a desplazarse de Roma a Valence (Francia). Durante un viaje apostólico a Austria usó la divisa Peregrinus apostolicus, Viennae, 1782 pero esto bien podría haber sido precisamente para ampararse en la Profecía de San Malaquías, ya entonces conocida extensivamente. También se dice que es por la longitud de su pontificado, pero aunque fue duradero, los ha habido mucho más prolongados (sin ir más lejos, el de Juan Pablo II).
  • Aquila rapax (El águila rapaz) - Pío VII (1800-1823). Fue contemporáneo de Napoleón Bonaparte, un emperador expansionista cuyo símbolo era el águila y que le sometió a fuertes presiones. Pero no es el primer Papa que convive en la Historia con un emperador expansionista que use como símbolo el águila (emblema imperial por excelencia) y sufre presiones por parte del mismo.
  • Canis et coluber (El perro y la serpiente) - León XII (1823-1829) condenó y mantuvo un estricto seguimiento de los movimientos liberales —particularmente francmasones y carbonarios— y de las sociedades bíblicas protestantes. Por eso se le considera un perro (un vigilante) contra las serpientes destructoras de la Iglesia. Muy rebuscado. Se ha dicho que había un perro y una serpiente en su escudo de armas, pero en realidad sólo portaba águila en campo de azur.
  • Vir religiosus (El varón religioso) - Pío VIII (1829-1830). Muy ambiguo. Es aplicable a cualquer Papa y, en general, a cualquier hombre de fe firme.
  • De balnes Etruriæ (De los baños de Etruria) - Gregorio XVI (1831-1846). Se ha dicho que fue toscano o etrusco, y que portaba las armas de Etruria. Ninguna de las dos cosas es cierta: era veneciano y en su escudo sólo portaba su divisa. Pero era miembro de la Orden camaldulense fundada en un lugar llamado Balneum (="baños") y luego Balni (mismo significado), en Etruria. Curioso, pero sin duda un tanto rebuscado.
  • Crux de cruce (La cruz de las cruces) - Pío IX (1846-1878). El pontificado más duradero de la historia, considerado por algunos una cruz de la Cruz. Fue retenido en su palacio del Vaticano por el Rey de Saboya, que ostentaba también el título Rey de Jerusalén, donde Cristo fue crucificado. De nuevo demasiada ambigüedad.
  • Lumen in cælo (Luz en los Cielos) - León XIII (1878-1903). En su escudo de armas estableció un cometa sobre campo de azur. Sus muchas encíclicas se consideran por los católicos especialmente luminosas.
  • Ignis Ardens (Fuego Ardiente) - Pío X (1903-1914). Nació en el día de San Dominico (4 de agosto) cuya orden tiene por escudo una antorcha encendida. 8 días después de su muerte dio inicio la Primera Guerra Mundial.
  • Religio Depopulata (Religión Devastada) - Benedicto XV (1914-1922). Quizás uno de los lemas más extraordinarios. Durante el pontificado de Benedicto XV ocurrió la Revolución rusa de 1917 que implantaría el ateísmo en Rusia y luego en numerosos países; y también la Primera Guerra Mundial donde murieron millones de católicos.
  • Fides Intrepida (Fe Intrépida) - Pío XI (1922-1939). Demasiado ambiguo. Durante su pontificado se crearon las misiones y Acción Católica, que se tienden a considerar muestras de "fe intrépida". Poco concluyente.
  • Pastor Angelicus (El Pastor Angélico) - Pío XII (1939-1958) ha sido muy criticado por su actitud ante el nazismo, mucho más pasiva (se ha especulado que tal vez por su propia conveniencia) en comparación con la que adoptó, por ejemplo, ante el comunismo o el liberalismo. Firme creyente en la Profecía de San Malaquías, hizo filmar una película sobre sí mismo titulada Pastor angelicus. Se le conoce por su ascetismo y por ser hombre muy piadoso, pero no es posible establecer correlaciones más nítidas.
  • Pastor et nauta (Pastor y navegante) - Juan XXIII (1958-1963). Fue Patriarca de Venecia. El Papa del Concilio Vaticano II.
  • Flos florum (Flor de las flores) - Pablo VI (1963-1978). Sus armas eran tres flores de lis, considerada la flor de las flores, pero pudo elegir este escudo precisamente por la Profecía. En todo caso era nativo de Florencia, cuyo símbolo es una flor de lis.
  • De Medietate Lunæ (De la Mitad de la Luna) - Juan Pablo I (1978). Nacido cerca de Belluno (Bel-luno, luna bella). Su nombre era Albino Luciani (luz blanca, lo que sugiere la luz lunar. Su pontificado duró sólo 33 días.
  • De Labore Solis (De la labor del Sol) - Juan Pablo II (1978-2005). Nació y falleció en días de eclipse Solar. Se le considera un gran trabajador por la paz y la unificación de los hombres.
  • De Gloria Olivæ (De la Gloria del Olivo) - Benedicto XVI (2005- ). Nació un Sábado de Gloria, último sábado antes de Semana Santa (por la cual se realiza la Cuaresma, que se inicia el Domingo de Ramos (de olivo).

La adición del lema 112º y la coletilla apocalíptica

Como hemos visto, en el Lignum Vitae sólo aparecen 111 lemas proféticos atribuidos a San Malaquías, terminando con de gloria olivae que se correspondería con el actual Papa Benedicto XVI. Sin embargo, en algún momento entre la edición de Arnold de Wyon y las contemporáneas aparece la siguiente coletilla, acotada para su alineación con los breves lemas anteriores, que nos habla de un Papa nº 112:

[...] Gloria oliuæ.
In psecutione.extre-
ma S.R.E.sedebit. (S.R.E. = Sacræ Romanæ Ecclesiæ)
Petrus Romanus, qui
pascet oues in mul-
tis tribulationibus:
quibus transactis ci-
uitas septicollis di-
ruetur, & Judex tre
medus iudicabit po
pulum suum. Finis.

Que en castellano significa:

«[...] La gloria del olivo.
Durante la persecución final de la Santa Iglesia de Roma reinará.
Pedro el Romano, quien alimentará a su rebaño entre muchas tribulaciones; tras lo cual, la ciudad de las siete colinas [Roma] será destruida y el Juez Terrible juzgará al pueblo. Fin.»

Es curioso que, con esa redacción, no sabemos quién reinará durante la "persecución final" de la Iglesia, si de gloria olivæ o Petrus Romanus.

En un intento de suavizar el tono milenarista del texto, algunos apologetas han sugerido que en realidad Pedro el Romano es un nombre genérico para todos los papas (en tanto que descendientes del apóstol Pedro) y por tanto no es posible saber cuántos de ellos habrá hasta la Segunda Venida. También hay quien ha propuesto que el acrónimo S.R.E. no debe usarse en caso genitivo (Sacræ Romanæ Ecclesiæ) sino en acusativo (Sancta Romana Ecclesia). En este caso se abren tres nuevas posibilidades, pues la traducción posible podría ser:

  • [Este papa] "reinará en la última persecución de la Santa Iglesia Romana" (lo que sugeriría un 113º pontífice entre de gloria olivæ y Petrus Romanus).
  • "En la persecución final, la Santa Iglesia Romana reinará" (sin aclarar durante qué pontificado), e incluso:
  • "A continuación, reinará la Santa Iglesia Romana extrema" (¿última? ¿extremista? ¿integrista?)

Estas dudas no han obstado para que la Profecía de los Papas —que ya la tradición consideraba como "la lista de Papas desde la muerte de San Malaquías hasta el fin del mundo"— se transforme en una profecía abiertamente apocalíptica a los ojos de la sociedad. Gentes de todas las naciones se interesan por ella, puesto que la llegada del Anticristo, la Segunda Venida de Cristo y el fin de los tiempos que conocemos se hallaría próximo. Y en pleno siglo XXI, una vieja visión o una artimaña medieval se convierte en un mito cultural y una premonición apocalíptica para millones de personas en todo el mundo.

Canonicidad de los textos

El último texto que la Iglesia Católica declara oficialmente como inspirado por Dios es el Apocalipsis de San Juan. No obstante, numerosos santos católicos como San Malaquías han tenido visiones proféticas después de este escrito. La Iglesia Católica no ha afirmado ni ha apoyado la veracidad de estas profecías, pero no ha expresado ninguna prohibición pública a sus seguidores a la hora de creer en estas revelaciones o no.

Amandanarices y sus amigos felices.

Publicado en Links curiosos o interesantes el 15 de Junio, 2007, 11:24 por themackintoshman

De vez en cuando, te encuentras con algo o alguien que te toca la fibra sensible; y éste es el caso de ésta chica, que es hermana de una amiga mía, yo a la autora, no la conozco, sólo conozco sus dibujos, y a su hermana, aunque no bíblicamente,ojo.

Hasta donde sé, está fatal de los uyo, como yo, como su hermana, así que, de conocernos, nos llevaríamos bien,posiblemente,  quizás, el día de mañana, sea conocida, no lo sé, de momento, visitad su fotolog,y me decís.

http://www.fotolog.com/amandanarices/

La mesa de Salomón

Publicado en Misterio y esoterismo - pero con un poco de cabeza,please- el 14 de Junio, 2007, 11:36 por themackintoshman

La Mesa de Salomón (rey de Israel, 978-931 a.dC.) estaba hecha de madera de acacia y cubierta de oro puro, sin plata ni perlas, según nos dice la Biblia. Conocida también con los nombres de Tabla o Espejo de Salomón, la leyenda cuenta que en ella el rey escribió todo el conocimiento del Universo, la fórmula de la creación y el nombre verdadero de Dios: el Shem Shemaforash, que no puede escribirse jamás y sólo debe pronunciarse para provocar el acto de crear. Según la tradición cabalística, "Salomón lo confía a una forma jeroglífica de alfabeto sagrado que, aunque evita la escritura del Nombre, contiene las pistas necesarias para su deducción. Este jeroglífico tiene como soporte material un objeto: la llamada Mesa de Salomón". (Eslava Galán).
Según esta leyenda, la trascendencia de la tabla sería la de dar a su propietario el conocimiento absoluto, pero el día que sea encontrada el fin del mundo estará próximo.

Historia

Salvada por los sacerdotes cuando el saqueo y destrucción de tiempos de Nabucodonosor I, estaba depositada en el Templo de Jerusalén, y fue trasladada a Roma cuando Tito a su vez lo destruyó en el año 70, y guardada en el templo de Júpiter Capitolino primero, y más tarde en los palacios imperiales.

Todo lo que las naciones más venturosas habían podido acumular de precioso, de más maravilloso y de más caro con el paso de los siglos, quedaba reunido aquel día para dar a conocer al mundo hasta qué punto se elevaba la grandeza del Imperio. Entre la gran cantidad de botines, los que destacaban con dorado brillo eran los que habían sido capturados en el templo de Jerusalén, la mesa de oro que pesaba varios talentos y el candelabro de oro... (Flavio Josefo, Guerra de los judíos, VII, XVIII)

Cuando los godos saquearon Roma en el año 410, fue llevada a Carcasona, como parte del “Tesoro Antiguo”, y luego a Rávena para salvarla de los ataques francos. En 526 la reclamó el rey Amalarico y Teodorico, rey de los ostrogodos, se lo devuelve. Esta historia contada por Procopio de Cesarea[1] es la última noticia cierta que se tiene durante años: ni los francos ni los árabes lo mencionan entre el botín conseguido en sus sucesivas invasiones de la región.

Alarico II tuvo que abandonar Tolosa, la capital de los visigodos, en el año 507 perseguido por los francos, y se refugió en España. Se supone que tras el asesinato del rey en Barcelona fue trasladada con el resto del tesoro, que se instaló en Toledo (nueva capital). Sin embargo, no se ha podido probar con certeza, la única cita es de Aben Adhari:

trasladaron tesoros y botines innumerables, entre los cuales se encontraban misteriosos amuletos mágicos, de cuya conservación y custodia dependía la suerte del Imperio fundado por Ataulfo...

Crónicas musulmanas

La leyenda más extendida defiende que la mayor parte del tesoro real que le acompañaba en su huída de las Galias fue guardado durante siglos en la "Cueva de Hércules" de Toledo. Cuando Tárik derrota a Rodrigo en Guadalete (año 711) y avanza por el reino sin encontrar resistencia, la Mesa de Salomón se lleva a Medinaceli para salvarla, de ahí que fuese llamada Medina Talmeida ("Ciudad de la Mesa") y Medina al Shelim ("Ciudad de Salomón").

El Obispo don Rodrigo Ximénez de Rada basándose en textos de al-Razi y de Ibn al Qutiyya, cuenta como Tárik atravesó unos montes llamados Gebelculema (Yabal-Sulayma, es decir, "Montaña de Salomón": Zulema), y llegó a Complutum (Alcalá), donde halló escondida la mesa, que según esta historia tenía 365 patas de oro con miles de esmeraldas engastadas.

En la crónica bereber Ajbar Machmua se cuenta que Muza, envidioso del éxito obtenido por su lugarteniente Tárik en la batalla de Guadalete frente al rey visigodo, desembarcó en la península para enfrentarse con él por la posesión de una mesa que habría sido de Salomón y que estaba entre el tesoro real godo en Toledo. Ambos fueron a Damasco para que el Califa Suleimán I se pronunciara y ninguno volvió a la península.

Más tarde, La Mesa vuelve a ser mencionada por dos cronistas árabes:

en el año 93 de la Héjira, Tariq conquistó Andalucía y el reino de Toledo y le llevó a Walidi, hijo de Abd el-Malek, la mesa de Salomón, hijo de David, compuesta por una mezcla de oro y de plata con tres cenefas de perlas. Al-Macin

Y Al-Makkara le responde en su Historia de las dinastías mahometanas:

La famosa mesa que Tariq encontró, no perteneció jamás a este profeta....que su origen es que en tiempos de los reyes cristianos había la costumbre de que cuando moría un señor rico dejase una manda a las iglesias, y con estos bienes hacían grandes utensilios de mesas y tronos, y otras cosas semejantes de oro y plata, en que sus sacerdotes y clérigos llevaban los libros de los Evangelios, cuando se enseñaban en sus ceremonias, y que las colocaban en los altares en los días de fiesta, para darles mayor esplendor con este aparato (o adorno). Esta mesa estaba en Toledo por tal motivo, y los reyes se esforzaban por enriquecerla a porfía, añadiendo cada uno alguna cosa a lo que su predecesor había hecho, hasta que llegó a exceder a todas las demás alhajas de este género, y llegó a ser muy famosa. Estaba hecha de oro puro, incrustado de perlas, rubíes y esmeraldas, de tal suerte, que no se había visto otra semejante.

La leyenda en Jaén

En 1968, en los archivos diocesanos de Jaén se encontró entre los documentos sobre la catedral una lista de nombres titulada "los que buscaron la cava" (la cueva), entre los que figuran Alonso Suárez y Muñoz Garnica entre reyes y otros personajes:

  • Alonso Suárez de la Fuente del Sauce (obispo de Mondoñedo, Lugo y Jaén, inquisidor general y presidente del Consejo de Castilla) al llegar a Jaén en 1500 se dedicó a construir haciendo gala de gran riqueza de origen desconocido, y dejando en sus obras símbolos ajenos al catolicismo: En los restos de la Catedral, están el nudo de Salomón, el Bafomet (ídolo de la sabiduría también utilizado por los templarios), y marcas cabalísticas de las usadas por los Chaprut, los judíos de la ciudad.
  • El recuerdo de D. Alonso hizo que un grupo de ciudadanos encabezados por el canónigo Muñoz Garnica crearan en el siglo XIX una asociación para buscar la Tabla, convencidos de que era el orígen de la riqueza de aquél: jamás publicaron ningún resultado, pero se hicieron con una fortuna inmensa.

El descubrimiento en 1924 del Tesoro de Torredonjimeno y el de los documentos sobre la cava han dado vida a la hipótesis de que se buscó la Tabla de Salomón en Jaén.

La Cueva de Hércules

Según la leyenda, Hércules edificó un palacio encantado cerca de Toledo, construido con jade y mármol, y ocultó en su interior las desgracias que amenazaban a España. Puso un candado en la puerta y ordenó que cada nuevo rey añadiera uno, ya que las amenazas se cumplirían el día en que uno de ellos fuera curioso y entrara. Don Rodrigo fue ese rey, y del palacio sólo queda la cueva que se supone oculta maravillosos tesoros.

En los últimos años, buscadores de tesoros investigan por las cuevas y subterráneos de Toledo, relanzando la teoría de la tabla frente a la de la mesa de las crónicas musulmanas, dando por hecho que el verdadero tesoro de los reyes visigodos nunca fue encontrado ni abandonó la capital.[2]

La leyenda en Francia

Ante la presión de los merovingios, los visigodos de Carcasona construyendo una fortaleza en la antigua ciudad de Rhedae, en el condado de Razés, donde ocultaron sus tesoros antes de ser expulsados definitivamente de las Galias por Clodoveo I.

En 1803 se investigó en Carcasona un pozo en el que, según la leyenda, había un gran tesoro godo. La búsqueda fue inútil, aunque se ha repetido en años posteriores.

A finales del siglo XIX, Berenguer Sauniére, párroco de Rennes le Chateau, se convierte de pronto en un hombre enormenente rico tras realizar unas obras en un altar visigótico de la ermita del pueblo. Descubre unos documentos antiguos y se dedica a partir de entonces a realizar excavaciones por toda la región, gastando grandes sumas y entrando en contacto con logías ocultistas hasta el punto de ser amonestado por el Vaticano y suspendido "a divinis" en 1910. Tras su muerte en 1917, hubo tan gran número de personas buscando un supuesto tesoro visigodo más importante que el oro, que las autoridades han prohibido cavar en todo el término municipal. A raiz de nuevas modas, actualmente se relaciona su tesoro con el Santo Grial. [3]

Moro, el perro de los entierros.

Publicado en Misterio y esoterismo - pero con un poco de cabeza,please- el 14 de Junio, 2007, 11:25 por themackintoshman

Estatua homenaje a Moro, el perro de los entierros
Estatua homenaje a Moro, el perro de los entierros

El perro Moro fue un perro vagabundo que vivió en la localidad cordobesa de Fernán Núñez durante las décadas de 1970 y 1980. Llegó a tener cierta relevancia a nivel nacional e internacional dentro de las secciones de parapsicología por acompañar a todos los entierros de la localidad y rondar las casas de los moribundos.

Hechos que provocan el misterio

Moro se acercaba misteriosamente a todos los domicilios de la localidad donde había alguna persona agonizante o que acababa de morir. El perro velava a los difuntos y acompañaba las comitivas fúnebres que se dirigían desde la casa del fallecido hasta el cementerio. Incluso habiendo varios el mismo día, acudía a todos los domicilios y hacía todos los recorridos. Tal fue la relevancia de estos hechos que, gracias también a la superstición, Moro se convirtió en un personaje misterioso e impopular puesto que se le asociaba con el infortunio y la muerte.

El perro Moro acompañando un entierro
El perro Moro acompañando un entierro

Más impactante aún (siempre según los testigos) era el caso de morir personas residentes en ciudades como Madrid o Barcelona, trasladar el cadáver para ser enterrado en Fernán Núñez y estar Moro esperando la llegada del coche fúnebre [1].

Muy posiblemente la desconfianza que suscitaban los comportamientos del animal fuera el motivo de su asesinato a manos de un grupo de chavales que le propinaron una brutal paliza que acabó con su vida en 1983.

Incluso el entierro del animal (según los que, tras encontrar el cadáver del animal, participaron en él) estuvo marcado por una extraña sensación. [2]

Teorías

Entre las explicaciones racionales de este caso están las que sugieren que el perro Moro acudía a los entierros debido a la considerable concentración de personas que se producía. Esto no se acepta como explicación puesto que Moro sólo acudía a los entierros. Nadie lo veía aparecer en bodas, bautizos, fiestas, ni ninguna otra manifestación de alegría popular.

Otra teoría hace referencia a la posibilidad de que Moro presenciara la muerte de su dueño y posterior traslado al cementerio, familiarizándose de alguna manera con el olor de los cadáveres. Así se explicaría su particular atracción por los lugares donde se iba a producir un entierro.

LLuvia de animales

Publicado en Misterio y esoterismo - pero con un poco de cabeza,please- el 14 de Junio, 2007, 11:19 por themackintoshman

Artículo destacado

Caricatura humorística inglesa del siglo XIX, donde llueven perros y gatos.
Caricatura humorística inglesa del siglo XIX, donde llueven perros y gatos.

La lluvia de animales es un fenómeno meteorológico extraordinario, que consiste en la caída del cielo de numerosos animales, frecuentemente de una sola especie. Esta precipitación atípica puede o no estar acompañada de lluvia común. El fenómeno ha ocurrido en muchas regiones a lo largo de la historia. Se han registrado testimonios del mismo en diversas épocas y países, lo cual ha dado origen a muchas leyendas y polémicas.

Con mayor frecuencia, estas "lluvias" están compuestas por peces o ranas, aunque hay historias que mencionan algunas especies de pájaros. En ocasiones, la lluvia es tan violenta, que los animales caen destrozados al suelo. A veces, los animales sobreviven al golpe, particularmente los peces, lo cual hace pensar que el intervalo transcurrido entre su "despegue" y el retorno al suelo, es relativamente breve. Algunos testimonios describen lluvias de ranas, donde los animales están intactos tras su caída. A veces, los animales caen completamente helados, o están atrapados dentro de bloques de hielo; demostrando así que antes de caer, su altura era muy elevada, donde la temperatura ambiente era inferior a 0° C.

Testimonios y leyendas

Textos y leyendas hasta la Edad Media

Grabado de O. Magnus, de 1555, representando una lluvia de peces.
Grabado de O. Magnus, de 1555, representando una lluvia de peces.

En la literatura antigua abundan los testimonios de lluvia de animales, o de lluvias de diversos objetos, algunos de ellos orgánicos.

Podrían remontarse al Antiguo Egipto si se da validez al papiro egipcio de Alberto Tulli (cuya misma existencia es controvertida) [1] y del que se dice que registraría fenómenos extraños junto con la aparición de lo que la literatura ufológica interpreta como un OVNI. De modo más particular, se registra también la caída de peces y pájaros del cielo [2]. En la Biblia, se cuenta cómo Josué y su ejército fueron auxiliados por una lluvia de piedras que cae sobre el ejército amorita. La Biblia evoca otras intervenciones celestiales de este tipo, como la aparición de ranas, en una de las diez plagas de Egipto (Éxodo 8:5,6) [3]. En el siglo IV adC, el autor griego Ateneo menciona una lluvia de peces que duró tres días en la región de Queronea, en el Peloponeso [4]. En el siglo I, el escritor y naturalista Plinio el Viejo describió la lluvia de pedazos de carne, sangre y otras partes animales como lana [5]. Finalmente, en la Edad Media, la frecuencia del fenómeno en ciertas regiones llevó a la gente a creer que los peces nacían ya adultos en los cielos, y en seguida caían al mar [4].

Testimonios de la época moderna

Gracias a la prensa escrita, en la época moderna se han generado muchos testimonios, atestiguados por un mayor número de personas, lo cual les incrementa su confiabilidad. A continuación se listan algunos ejemplos:

Esta nube tronó sobre el camino, a unas sesenta toesas de donde estábamos. Dos caballeros que venían de Tolosa, nuestro destino, y que estuvieron expuestos a la tormenta, se vieron obligados a usar sus abrigos; pero la tormenta los sorprendió y los asustó, ya que se vieron víctimas de una lluvia de sapos! Aceleraron su marcha y se apresuraron; al encontrar la diligencia nos contaron lo que les acababa de suceder. Vi entonces que al sacudir sus abrigos delante de nosotros, cayeron pequeños sapos.

fragmento de la carta de M. Pontus, profesor de Cahors, dirigida a M. Arago.
Lluvia de peces en Singapur, como fue descrita por los habitantes locales.
Lluvia de peces en Singapur, como fue descrita por los habitantes locales.
  • El 16 de febrero de 1861, la ciudad de Singapur sufrió un temblor de tierra, seguido de tres días de abundantes lluvias. Tras el final de las lluvias, los habitantes de Singapur vieron que en los charcos había miles de peces. Algunos de ellos afirmaron haberlos visto caer del cielo, aunque otros se mostraron más reservados al dar su testimonio [4]. Cuando las aguas se retiraron, se encontraron otros peces en los charcos que se habían secado, notablemente en lugares que no habían sufrido inundaciones.
  • La revista Scientific American registra un chubasco de serpientes que alcanzaban 18 pulgadas de longitud (alrededor de 45 cm) en Memphis, el 15 de enero de 1877 [4]. En Estados Unidos, se registraron más de quince eventos de lluvias de animales, solamente en el siglo XIX [6].
  • En junio de 1880 se abatió una lluvia de codornices sobre Valencia (España).[7]
  • El 7 de septiembre de 1953, millares de ranas cayeron del cielo sobre Leicester, en Massachusetts, Estados Unidos.
  • En 1968, los diarios brasileños registraron una lluvia de carne y sangre, sobre un área relativamente grande [8].
  • Canarios muertos cayeron en la ciudad de St. Mary's City en Maryland, Estados Unidos, en enero de 1969. Según el diario Washington Post del 26 de enero de ese año, el vuelo de los canarios se interrumpió súbitamente, como si hubiera habido una explosión, que nadie vio ni escuchó [4].
  • En 1978, llovieron cangrejos en Nueva Gales del Sur, en Australia [4].
  • En 2002, llovieron peces en Grecia. El diario Le Monde escribió:

Atenas no es siempre bella, y menos aún lo son las montañas al norte de Grecia. Pero las tormentas a veces tienen el buen gusto de ayudar a sonreír y a soñar. El martes, han llovido centenas de pececitos en la aldea de Korona, en las altas montañas

Georges, Pierre. Poissons volent. Le Monde, 13 de diciembre de 2002

Nota: esta lista no pretende ser exhaustiva de modo alguno. Simplemente, ejemplifica algunos de los eventos más significativos relacionados a este fenómeno.

Explicaciones del fenómeno

Explicaciones antiguas

Desde hace mucho tiempo, la ciencia ha descartado muchas de las explicaciones que le son ofrecidas; por considerarlas exageradas, poco fiables o no comprobables. En 1859, un testigo de una lluvia de peces en el pueblo de Mountain Ash, en Gales [10], envió un espécimen al zoológico de Londres. J. E. Gray, director del Museo Británico, declaró que "a la luz de los hechos, lo más probable es que se trate de una broma: uno de los empleados de Mr. Nixon le ha vaciado encima un balde lleno de peces, y éste último pensó que le caían del cielo" [11].

Lógicamente, las lluvias de animales estuvieron sin explicación científica durante mucho tiempo, mientras que se desarrollaban hipótesis que iban desde los intentos lógicos de explicarse el fenómeno, hasta lo absurdo. En el siglo IV adC, el filósofo griego Teofrasto negó la existencia de lluvias de sapos, explicando simplemente que los sapos no caen durante la lluvia, sino que esta última los hace salir de la tierra. En el siglo XVI, Reginald Scot se aventuró a dar una hipótesis. Según él, "es cierto que algunas criaturas son generadas de manera espontánea, y no necesitan de padres. Por ejemplo, (....) estas ranas venidas de ninguna parte. Ellas fueron transportadas por la lluvia. Estas criaturas nacen de los aguaceros...." [12]. En el siglo XIX, se pensaba que la evaporación del agua llevaba los huevos de rana a las nubes, donde eclosionaban y caían a la tierra en un chubasco [13].

Explicaciones contemporáneas alternativas

Entre las explicaciones no científicas del fenómeno, se encuentran las interpretaciones sobrenaturales que aún persisten; o las que alegan intervenciones de seres extraterrestres [14]. En las hipótesis sobrenaturales, que pueden ser de naturaleza religiosa, dependiendo del tipo de objeto o animal que cae a la tierra, el fenómeno es percibido ya sea como un castigo, como en el caso de las piedras que cayeron sobre el ejército amorita en el Antiguo Testamento; o como un signo providencial de bondad divina, cuando se trata de animales comestibles.

Algunas de las hipótesis, imposibles de probar, sobre la intervención de entes extraterrestres, describen a estos visitantes recogiendo grandes cantidades de animales como lastre, para después dejarlos caer antes de dejar nuestro planeta. Las lluvias de sangre y carne estarían vinculadas a una selección hecha por los visitantes, para aligerar sus almacenes.

Igualmente esotéricas, hay hipótesis basadas en la existencia de varias dimensiones y planos espacio-tiempo. Estas hipótesis aceptan a priori la posibilidad de la teletransportación, para intentar explicar el porqué los animales se encuentran allí donde no deberían estar. El periodista Charles Hoy Fort ha propuesto algunas de estas hipótesis [15]. Según Fort, en el pasado existió una fuerza capaz de transportar a los objetos de manera instantánea, que ya no se manifiesta sino en acciones desordenadas, como las lluvias de peces. Otra hipótesis de Fort se basa en la supuesta existencia de un "mar superior de los Sargazos" [16], una especie de reservatorio celestial que aspira y escupe los objetos terrestres.

Explicación científica

Un tornado puede ser el responsable de capturar a los animales y dejarlos caer a grandes distancias de su lugar de origen.
Un tornado puede ser el responsable de capturar a los animales y dejarlos caer a grandes distancias de su lugar de origen.

En contra de la generalidad de sus colegas contemporáneos, el físico francés André-Marie Ampère consideró que los testimonios de lluvias de animales eran verdaderos. Ampère intentó explicar las lluvias de sapos con una hipótesis que después fue aceptada y refinada por los científicos. Ante la Sociedad de Ciencias Naturales, Ampère afirmó que en ciertas épocas los sapos y las ranas vagabundean por los campos en grandes números, y que la acción de vientos violentos puede capturarlos y desplazarlos a grandes distancias [17].

Más recientemente, apareció una explicación científica del fenómeno, que involucra a las trombas marinas. En ella, los vientos que se arremolinan debajo del meteoro son capaces de capturar objetos y animales, gracias a una combinación de la depresión en la tromba, y de la fuerza ejercida por los vientos dirigidos hacia ésta. Tanto los animales terrestres como los peces serían capturados en la superficie, y los pájaros lo serían en pleno vuelo.

En consecuencia, estas trombas, o incluso tornados, transportarían a los animales a alturas relativamente grandes, recorriendo además grandes distancias. De este modo, los vientos serían capaces de recoger a los animales presentes en una superficie relativamente extensa, y los dejarían caer, en masa y de manera concentrada, sobre puntos localizados [18]. Más específicamente, algunos tornados y trombas podrían secar completamente una charca, para dejar caer más lejos el agua y la fauna contenida en ésta, en forma de lluvia de animales [19].

Esta hipótesis aparece reafirmada por la naturaleza de los animales de estas lluvias: pequeños y ligeros, generalmente surgidos del medio acuático, como batracios y peces [20]. También es reafirmante el hecho de que, con frecuencia, la lluvia de animales está precedida por una tormenta. Sin embargo, hay algunos detalles que no han podido ser explicados. Por ejemplo, el que los animales a veces sigan vivos aún después de la caída, y algunos de ellos en perfecto estado. Otro aspecto es que normalmente cada lluvia de animales se manifiesta con una sola especie a la vez, casi nunca mezclándolas ni incluyendo algas u otras plantas. Como lo nota William R. Corliss:

....el mecanismo de transporte, cualquiera que sea su naturaleza, prefiere seleccionar una sola especie de pez o de rana, o aquel animal que esté en el menú del día [21]

Imagen Doppler de un radar meteorológico en Texas que muestra la colisión de una tormenta con un grupo de murciélagos en vuelo. El color rojo indica que los animales se dirigen hacia la nube.
Imagen Doppler de un radar meteorológico en Texas que muestra la colisión de una tormenta con un grupo de murciélagos en vuelo. El color rojo indica que los animales se dirigen hacia la nube.

Esta aparente anomalía se podría explicar en el caso de los pájaros, si la tromba atraviesa una parvada en particular que se encuentra en pleno vuelo, especialmente en épocas de migraciones. La imagen de la derecha muestra un ejemplo específico donde un grupo de murciélagos es víctima de una tormenta [22]. La imagen fue capturada por un radar meteorológico del National Weather Service en Del Rio, Texas, e ilustra cómo se puede predecir el fenómeno en algunos casos. En la imagen, los murciélagos se encuentran en la zona de color rojo, que corresponde a los vientos que se alejan del radar (el radar es el punto blanco en la esquina inferior derecha), y entran en el mesociclón asociado a un tornado (en color verde). Este tipo de eventos ocurren frecuentemente con pájaros de manera inevitable. En contraste, es más difícil hallar una explicación plausible para los animales terrestres; una parte del enigma persiste a pesar de los estudios científicos.

En algunos casos, ciertas explicaciones científicas niegan la existencia de lluvias de peces. Por ejemplo, en el caso de la lluvia de peces en Singapur de 1861, el naturalista francés Francis de Laporte de Castelnau explica que el chubasco tuvo lugar durante una migración de peces-gato, y que estos animales son capaces de arrastrarse sobre la tierra, para ir de un charco a otro; como las anguilas, que pueden recorrer varios kilómetros en los prados húmedos, o los lucios que van a reproducirse en los campos inundados [23]. Además, explica que el hecho de haber visto los peces en el suelo inmediatamente después de la lluvia no es más que una coincidencia, ya que normalmente estos animales se desplazan sobre el suelo húmedo de rocío, o después de un chubasco o una inundación.

La lluvia de animales en la cultura

« It's raining cats and dogs »

Esta expresión inglesa, que significa literalmente "llueven perros y gatos", y es equivalente a la española "llover a cántaros", es quizás la referencia más conocida del fenómeno, que encontramos en el lenguaje cotidiano. Esta expresión se encuentra escrita por primera vez en la obra A Complete Collection of Genteel and Ingenious Conversation, de Jonathan Swift, de 1731. Sin embargo, el origen de la expresión es incierto [24]. Una especulación es que se trata de una distorsión del arcaísmo francés catadoupe, que significa chubasco, o cascada. Otra especulación dice que en la Edad Media, las fuertes lluvias limpiaban los techos de cadáveres de perros y gatos, haciéndolos caer en las calles [24][25].

Hay expresiones en otras lenguas que de la misma manera hacen referencia a lluvias de animales [26], pero en ningún caso existen pruebas de que estas expresiones estén basadas en la realidad. En alemán, por ejemplo, puede decirse que llueven cachorros (Es regnet junge Hunde); y en polaco que llueven ranas (Leje zabami).

Cine y literatura

La documentación más completa sobre las lluvias de animales, se debe al periodista estadounidense Charles Hoy Fort, quien consagró su vida a los fenómenos inexplicados. La Biblioteca Pública de Nueva York conserva más de sesenta mil fichas redactadas por Fort, de las cuales gran parte se refiere a casos de lluvia de animales. La Sociedad Forteana, creada en su honor, continúa la búsqueda de fenómenos extraños e inexplicados.

Paul Thomas Anderson, director de cine estadounidense y seguidor de Fort, basó algunas de las secuencias de su película Magnolia en los sucesos relatados por Fort; incluyendo una lluvia de ranas. En Le Dernier Combat, el primer largometraje del francés Luc Besson, se presencia una lluvia de peces, así como en la película Los Vengadores, de Jeremiah Chechik, adaptación de la serie de televisión.

En el libro Sido, la escritora Colette describe una lluvia de ranas tibias:

La última nube, y yo estaba tomando un baño de asiento, Antoine empapado y la capa llena de agua, de un agua caliente, a 18 o 20 grados. Y cuando Antoine dio vuelta a la capa ¿qué nos encontramos? Ranas minúsculas, vivas, por lo menos treinta traídas por el aire, por un capricho del sur, por una tromba caliente, uno de esos tornados cuya base recoge y eleva a cien leguas una mezcla de arena, de granos, de insectos....

En El capitán Pánfilo, del escritor Alexandre Dumas, una lluvia de sapos aparece en los periódicos, lo que provoca un delirio en casa de uno de los personajes:

....recordó haber leído, unos dias antes, firmado por Valenciennes, que esta ciudad había sido el teatro de un fenómeno singular: una lluvia de sapos había caído acompañada de truenos y relámpagos, en tal cantidad que las calles de la ciudad y los techos de las casas habían quedado cubiertos. Inmediatamente después, el cielo, que dos horas antes tenía un color gris ceniza, ahora era de color azul indigo. El suscriptor de el Constitutionnel miró al aire, y viendo el cielo negro como tinta y a Tom en su jardín, sin poder darse cuenta de la forma en que había entrado, comenzó a creer que un fenómeno similar al de Valenciennes estaba a punto de repetirse, con la única diferencia de que en vez de ser lluvia de sapos, iban a llover osos. Una no era más peligrosa que la otra; el granizo era más grande y peligroso

Dumas, A. El capitán Pánfilo, capítulo VIII [27]

En 2002, en su novela Kafka en la orilla, el japonés Haruki Murakami utiliza al fenómeno de la lluvia de peces dentro de un contexto novelesco, mezclando el Bildungsroman con lo sobrenatural.

Bibliografía

En inglés
  • Corliss, William R. Handbook of unusual natural phenomena. Random House, 1995. ISBN 0-5176-0523-6.
  • Dennis, Jerry. It's raining frogs and fishes: four seasons of natural phenomena and oddities of the sky. Harper Paperbacks, 1993. ISBN 0-0609-2195-1.
  • Scot, Reginald. The Discoverie of Witchcraft. Dover publications, 1989. ISBN 0-4862-6030-5.
En francés
  • Science & Vie Junior Hors-Série 57, julio de 2004 - artículo sobre lluvias de peces.
  • Marseille, Jacques; Laneyrie-Dagen, Nadeije. Les Grandes énigmes. Larousse, ISBN 2-03-505300-5, p. 222-223, «Pluie de poissons à Singapour»

Notas

  1. El propio Tulli alegó haberlo perdido, y el único testimonio de su existencia es la palabra de su traductor, el príncipe Boris de Rachelwitz. Existe mucha especulación en torno al tema: véase, por ejemplo el artículo de Nacho Ares ¿Existe en realidad el Papiro Tulli? [1]
  2. « The Tulli Papyrus », Larry Orcutt, Catchpenny Mysteries, 2001 (en inglés).
  3. Marseille, J., Laneyrie-Dagen, N. Les Grandes énigmes. Larousse, ISBN 2-03-505300-5 p. 222-223, «Pluie de poissons à Singapour».
  4. a b c d e f g h Marseille, J. op. cit.
  5. Plinio. Historia natural, Libro II.
  6. «MYSTERIOUS FALLS FROM THE SKY. It's Raining Fish & Frogs !» (en inglés).
  7. Omedes, Anna; Senar, Juan Carlos; Uribe, Francesc. Animales de nuestras ciudades. Planeta, 1997.
  8. «MYSTERIOUS FALLS FROM THE SKY. It's Raining Fish & Frogs !»
  9. Vecinos de la pedanía de El Rebolledo asisten atónitos a una lluvia de ranas diminutas
  10. Registrada en Annual Register, 101:14-15, 1859, en línea en la revista X-Project (en inglés).
  11. Fort, Charles Hoy. El libro de los condenados. Capítulo 7. ISBN 8-4961-2935-7
  12. Scot, Reginald. The Discoverie of witchcraft, 1584 ISBN 0-4862-6030-5.
  13. «Explication sur les pluies de grenouille», LES MYSTÈRES DE LA TERRE (en francés).
  14. «MYSTERIOUS FALLS FROM THE SKY. It's Raining Fish & Frogs !» (en inglés).
  15. Fort, Charles Hoy. Op. cit.
  16. En referencia al mar de los Sargazos del Atlántico norte, que atrapa en sus algas a un gran número de buques.
  17. «Les pluies de crapauds» (en francés).
  18. Supernatural World utiliza esta explicación para narrar una lluvia de peces ocurrida en Norfolk el 8 de agosto de 2000 (en inglés).
  19. Orsy Campos Rivas incluye esta explicación en forma gráfica (La ciencia contra el mito), en el artículo Lo que la lluvia regala a Yoro, que narra una lluvia de peces que ocurre anualmente en Yoro, Honduras. Disponible en línea en Hablemos online.
  20. Angwin, Richard, en Wiltshire weather - BBC, Inglaterra. 15 de julio de 2003 (en inglés).
  21. Corliss, W. R. Handbook of unusual natural phenomena, 1995.
  22. Bat-eating Supercell, por el National Weather Service estadounidense (19 de marzo de 2006) (en inglés).
  23. Comptes Rendus hebdomadaires des séances de l’Académie des sciences 52:880-81, 1861 (en francés).
  24. a b « Raining cats and dogs », The Phrase Finder (en inglés)
  25. Franza, J. It's raining cats and dogs: making sense of animal phrases. BowTie press, 2006.
  26. It's raining cats and dogs, Idioms for heavy rain in many languages (en inglés)
  27. Texto íntegro de la obra (en francés)

Marketing viral

Publicado en Cosas curiosas el 13 de Junio, 2007, 19:08 por themackintoshman

El marketing viral y la publicidad viral son términos empleados para referirse a las técnicas de marketing que intentan explotar redes sociales preexistentes para producir incrementos exponenciales en "conocimiento de marca" (Brand Awareness), mediante procesos de autorreplicación viral análogos a la expansión de un virus informático. Se suele basar en el boca a oreja mediante medios electrónicos; usa el efecto de "red social" creado por Internet y los modernos servicios de telefonía móvil para llegar a una gran cantidad de personas rápidamente.

También se usa el término marketing viral para describir campañas de marketing encubierto basadas en internet, incluyendo el uso de blogs, de sitios aparentemente amateurs, y de otras formas de astroturfing diseñadas para crear el boca a oreja para un nuevo producto o servicio. Frecuentemente, el objetivo de las campañas de marketing viral es generar cobertura mediática mediante historias "inusuales", por un valor muy superior al presupuesto para publicidad de la compañía anunciante.

El término publicidad viral se refiere a la idea que la gente se pasará y compartirá contenidos divertidos e interesantes. Esta técnica a menudo está patrocinada por una marca, que busca generar conocimiento de un producto o servicio. Los anuncios virales toman a menudo la forma de divertidos videoclips o juegos Flash interactivos, imágenes, e incluso textos.

La popularidad creciente del marketing viral se debe a la facilidad de ejecución de la campaña, su coste relativamente bajo, (comparado con campañas de correo directo), buen "targeting", y una tasa de respuesta alta y elevada. La principal ventaja de esta forma de marketing consiste en su capacidad de conseguir una gran cantidad de posibles clientes interesados, a un bajo costo.

La tarea más difícil para cualquier compañía consiste en adquirir y retener una gran base de clientes. Mediante el uso de Internet y los efectos de la publicidad por e-mail, los esfuerzos de comunicación negocio-a-cliente (business-to-consumer o B2C) consiguen mucho mayor impacto que muchas otras herramientas. El marketing viral es una técnica que evita las molestias del spam: impulsa a los usuarios de un producto servicio específico a contárselo a sus amigos. Esa es una recomendación "boca a oreja" positiva. Una de las perspectivas más exitosas que se han encontrado a la hora de conseguir esa base de clientes es la llamada Comunicaciones de Marketing Integradas (Integrated Marketing Communications, IMC).

Historia y teoría de funcionamiento

Algunos afirman que el término marketing viral fue acuñado originalmente por el capitalista de riesgo Steve Jurvetson en 1997 para describir la práctica de varios servicios libres de correo electrónico (como Hotmail) de añadir su propia publicidad al correo saliente de sus usuarios; aunque el primero en escribir sobre este tipo de marketing viral fue el crítico Douglas Rushkoff en 1994 en su libro "Media Virus". La hipótesis es que si esa publicidad llega a un usuario "sensible" (es decir, interesado en el producto ofrecido por Hotmail, el correo gratuito), ese usuario "se infectará" (es decir, se dará de alta con una cuenta propia) y puede entonces seguir infectando a otros usuarios sensibles. Mientras cada usuario infectado envíe en media el correo a más de un usuario sensible (es decir, que la tasa reproductiva básica sea mayor a uno), los resultados estándares en epidemiología implican que el número de usuarios infectados crecerá según una curva logística.

Si cada usuario manda correo a más de un usuario sensible entonces en teoría la campaña durará eternamente, o por lo menos hasta que todos los usuarios sensibles hayan recibido el mensaje. Incluso si dicho mensaje no se envía con tanta frecuencia, seguirá siendo enviado muchas más veces de las que lo fue inicialmente. Por ejemplo, consideremos una campaña que empieza enviando un mensaje a 100 usuarios. No todos ellos reenviarán el mensaje original, pero algunos de ellos quizá lo hagan. Este "algunos" puede ser comprobado mediante investigación de mercado; digamos que resulta ser un 80%, y que cada uno de estos lo reenvían a tan solo un amigo. En ese caso, 80 personas recibirán un mensaje reenviado de "primera generación". De ahí, en cada generación siguiente los mensajes reenviados irán declinando más o menos de forma exponencial, de forma que cada una será menor que la anterior, de esta forma: as 80, 64, 51.2, 40.96, 32.768, 26.214, 20.971, 16.777, 13.421, 10.737.

Eventualmente la campaña se extinguirá. Puede investigarse la esperanza de vida de una campaña semejante, pueden generarse fórmulas más complejas para calcular la expansión real, pero esta es la forma más simple de trabajo para la mayoría de departamentos de marketing. Así que la campaña final habrá supuesto el coste de enviar el mensaje a esos 100 usuarios, y el resto (357 en este ejemplo concreto) serán usuarios que han recibido la campaña de marketing a través de métodos virales, normalmente sin coste para la compañía.

Evidentemente este es el caso para campañas con tasas de reproducción inferiores a 1. Supongamos una campaña con una tasa de reproducción mayor, es decir, cuando cada usuario que reenvía el mensaje lo hace a más de un amigo, de forma que el total de mensajes de cada generación es mayor que el de la generación anterior. En ese caso, la campaña tiene la capacidad teórica de continuar hasta que toda la población "sensible" haya recibido por lo menos una copia. El coste sería el mismo que antes, pero alcanzando un público muchísimo mayor.

Tipos, métodos y barreras

Tipos de campaña viral

  • Pásalo: Un mensaje que alienta al usuario a pasarlo a otros. La forma mas burda del mismo son las cadena de correo, que incluyen una petición al usuario a reenviar el mensaje. Son más efectivos los vídeoclips cortos con contenido humorístico, que la gente reenvía de forma espontánea. Muchos de ellos empiezan su vida como anuncios de TV, y circulan por internet a través de boca a oreja. La cantidad de gente que recibe el mensaje de esta forma suele ser mucho mayor que la de gente que vio el anuncio en su forma original.
  • Viral incentivado: se ofrece una recompensa por reenviar el mensaje o por dar la dirección de correo de alguien. Es una forma de incrementar las posibles direcciones de envío de forma dramática. Sin embargo, es mucho más efectivo cuando la oferta requiere que un tercero haga algo. La mayoría de concursos online ofrecen más posibilidades de ganar por cada dirección que se aporte de un tercero; pero cuando se requiere que dicho tercero participe para que el primero consiga esa posibilidad extra de ganar, la probabilidad de que se produzca dicha participación es mucho mayor.
  • Marketing encubierto: Un mensaje viral que se presenta como una página, actividad o noticia atractiva o inusual, sin referencias claras a poner un enlace o pasarlo. En el marketing encubierto no es inmediatamente aparente que se esté realizando una campaña de marketing. Se realiza un esfuerzo especial para que parezca que el descubrimiento es espontáneo e informal, para promover el comportamiento memético natural. "Pistas" en el mundo real, como grafitis que aparecen en ciudades con palabras clave virales, se usan de forma frecuente para impulsar a la gente a investigar el "misterio" mostrado. Esta puede ser la forma de marketing viral más difícil de identificar como tal, debido a la gran cantidad de contenido inusual e interesante que existe en internet, especialmente porque las compañías intentan imitar el estilo y contenidos de sitios web amateurs y auténticos movimientos underground.
  • Marketing del rumor: se entiende como tal a anuncios, noticias o mensajes que rozan los límites de lo apropiado o de buen gusto. La discusión de la controversia resultante genera publicidad en forma de rumores y boca a oreja. Por ejemplo, antes de la comercialización de una película algunas estrellas de cine de Hollywood se casan, se divorcian, son arrestadas o se ven envueltas en alguna controversia que desvía la atención hacia ellas. Un supuesto ejemplo sería la campaña pública sobre el dudoso lío amoroso entre Tom Cruise y Katie Holmes que se propagó justo antes de que ambos acabaran una película [1].
  • Base de datos gestionada por el usuario: Los usuarios crean y gestionan sus propias listas de contactos usando una base de datos ofrecida por un servicio online. Al invitar a otros miembros a participar en su comunidad, los usuarios están creando una cadena de contactos viral y autoreplicada que crece de forma natural y alienta a otros a registrarse. Ejemplos de servicios semejantes incluyen servicios de empresas de contactos como eCrush, servicios de contactos empresariales como Plaxo, y otras bases de datos sociales como Evite y Classmates.com.

Métodos de transmisión

La transmisión del marketing viral puede ocurrir de varias formas:

  • Web a boca: escribiendo en un formulario basado en web que convierte la información entrada en un mensaje de correo enviado a los destinatarios indicados. Por ejemplo, es frecuente en los sitios webs de periódicos y agencias de noticias que se incluya en cada artículo un enlace para enviárselo a un amigo de forma automática. De esta forma se convierte toda la información en el artículo en un mensaje de correo.
  • Email a boca: Un tipo muy común; consiste en el reenvío espontáneo de mensajes de correo, como bromas, pasatiempos y fotos "comprometidas".
  • MI a boca: quizá la forma de transmisión con una mayor velocidad de crecimiento, consiste en el envío de hiperenlaces mediante programas de mensajería instantánea (MI, de Instant Messaging) como por ejemplo Jabber, AIM, ICQ, MSN, Yahoo o Google Talk. Este método es popular entre mucha gente joven, y es más probable que confíen en un enlace enviado por un amigo mediante MI que si el mismo amigo lo enviara por email.
  • Premiar las referencias: A veces las compañías de marketing ofrecen recompensas por enviarles direcciones de usuarios, favoreciendo cualquiera de los métodos comentados anteriormente.
  • Protocolo de comunicaciones: En radioafición, los operadores en cada lado de la conversación suelen intercambiar tarjetas tarjetas QSL. El protocolo de comunicaciones establece que cada persona enviará su información QSL a la otra. Si esa información incluye un intercambio de tarjetas QSL previas, entonces la base de direcciones del intercambio crecerá de forma exponencial.
  • Bluetooth: El uso extendido de teléfonos móviles con soporte Bluetooth (lo que permite una comunicación gratuita entre los mismos) permite que se transmita de forma viral entre terminales todo tipo de contenidos, incluyendo vídeos promocionales.

(Nota: el término inglés para boca a boca es word of mouth (palabra de boca). Del mismo se han derivado los términos Word of Web, Word of Email y Word of IM, que aquí se han traducido respectivamente como Web a boca, Email a boca y MI a boca; aunque son la forma mas literal de traducirlos, no tienen mucho sentido para el lector hispano, pero se emplean a falta de que aparezcan otros términos mas descriptivos)

Barreras para el marketing viral

  • Tamaño: Si el contenido viral es un vídeoclip o un fragmento de vídeo, puede ser demasiado grande para que lo reciba el destinatario. Sin embargo, las nuevas tecnologías están eliminando ese problema, a medida que las conexiones de internet se hacen más rápidas y las direcciones de correo pueden contener cada vez más datos.
  • Formato del medio: Una campaña de marketing viral no tendrá éxito si el mensaje está en un formato que la mayoría de gente no pueda usar; por ejemplo, si se usa un software en concreto que no sea de uso generalizado.
  • Fichero anexado de correo: Mucha gente recibe marketing viral mientras está en la oficina, y el software antivirus o el firewall de la compañía pueden interceptarlos y evitar que se reciban.
  • Sistema de referenciación farragoso: Para que una campaña viral tenga éxito, debe ser sencilla de usar. Por ejemplo, si la promoción es algún tipo de juego o competición, pedir que se introduzca una dirección de correo de una tercera persona debe ser una opción al acabar de jugar, no una condición previa para poder hacerlo.
  • Sabotaje: El descubrimiento de la naturaleza mercantil de una campaña popular puede hacer que las redes sociales empleadas pasen a informar a la gente de dicha intención comercial, promoviendo un boicot formal o informal contra la compañía o producto en cuestión, especialmente en el caso de campañas de marketing encubierto.

Ejemplos de Marketing viral

Artículos anteriores en Junio del 2007